La Guardia Civil detiene en Trubia a uno de los reclusos que se fugó de la cárcel

Centro penitenciario de Villabona. /D. Mora
Centro penitenciario de Villabona. / D. Mora

Prosigue la búsqueda del segundo de los internos

E. C. OVIEDO.

La Guardia Civil de la Comandancia de Oviedo detuvo la pasada madrugada a dos personas, el conductor de un vehículo sobre el que pesaba una orden de búsqueda y detención dictada por el Juzgado de Instrucción número 4 de Oviedo y su acompañante, que se encontraba en situación de no reingreso al Centro Penitenciario de Villabona desde el pasado miércoles. Se trata de uno de los dos reos que se dieron por fugados del centro, uno de los cuales aprovechó la salida del carro de la comida para escapar y que aún no ha sido capturado.

Personal de la U. S. C. (Unidad de Seguridad Ciudadana) de la Comandancia de la Guardia Civil de Oviedo que se encontraban en un control preventivo de tráfico de drogas, prevención de robos y delincuencia, interceptó sobre las 04.20 horas en la N-634, en la rotonda de Trubia, a un vehículo Citroën C15.

Tras identificar al conductor del mismo, comprueban que éste no tiene permiso de conducir y que le consta una orden de búsqueda y detención por el Juzgado de Instrucción número 4 de Oviedo, por lo que proceden a su detención como autor de un delito contra la Seguridad del Tráfico además de dar cumplimiento a la Orden del Juzgado Oviedo.

Identificado el otro ocupante del vehículo, resulta ser un recluso que el pasado miércoles, tras salir a realizar un curso de formación no había reingresado al Centro Penitenciario por lo que se procede a su detención por quebrantamiento de condena.

Ahora prosigue la búsqueda del segundo de los internos, que además era compañero de celda de este último. Desde el CIS, Centro de Inserción Social, donde quedan ingresados los reclusos con buen comportamiento y se les permite incluso el tercer grado, no acaban de comprender la conducta de estos dos individuos «porque les perjudica mucho».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos