Las imágenes de los senderistas que despeñaron al jabalí se grabaron el pasado día 3

Ó. P. / EFE GIJÓN.

El Servicio de Protección de la Naturaleza (Seprona) sigue «avanzando» en sus pesquisas para identificar a los siete senderistas que despeñaron a un jabalí en la Ruta del Cares, en el Parque Nacional de los Picos de Europa. De esta forma, los últimos datos de la investigación indican que el vídeo -que se ha hecho viral en redes sociales con más de 134.000 visualizaciones- fue grabado el pasado día 3 de noviembre. Los restos del suido, asimismo, fueron encontrados por la Guardia Civil a doscientos metros de donde fueron grabadas las imágenes.

Las imágenes, que han generado una notable indignación en las redes sociales, seguirán siendo analizadas por el Seprona en busca de nuevas pruebas. La mala calidad del vídeo, sin embargo, están dificultando la investigación. En este sentido, la grabación de otro excursionista, al que se puede apreciar en las imágenes difundidas a una distancia más cercana de los hechos, podría ser fundamental.

Vía administrativa

Una de las mayores polémicas que ha levantado el vídeo es la posible pena a la que se enfrentarían los siete hombres que aparecen en las imágenes. Unos zarandean al animal con grandes palos hacia el precipicio mientras que otros observan y jalean la agresión.

En este sentido, el portavoz de la Coordinadora Ecologista de Asturias (CEA), Fructuoso Pontigo, ha asegurado que a los excursionistas se les podría imputar un delito de maltrato animal, pese a que habitualmente solo se aplica para animales domésticos, porque se aprecia «un ensañamiento claro con un animal herido, que está sentado sobre sus cuartos traseros, y que no supone ningún peligro». Estos hechos, añade, deberían ser sancionados por la vía administrativa ya que «en un espacio natural no se puede molestar y mucho menos matar a un animal».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos