Otra jornada de nubes y orbayu

Los paraguas están siendo necesarios en la región casi todo el verano. / AURELIO FLÓREZ

No se prevé una mejora del tiempo hasta el próximo viernes, aunque durará poco | Las lluvias se repartieron por toda la región y solo en cuatro estaciones de la Aemet se superaron los veinte grados

M. M. C. GIJÓN.

Ni llueve ni deja de llover. Es lo que ocurre con el orbayu, que deja una sensación de continuas precipitaciones, pero la realidad es que las cantidades recogidas no son importantes, ni mucho menos sirven para paliar la sequía que padecen las zonas más altas de la región. La de ayer fue una nueva jornada de nubes y orbayu, algo que ya empieza a ser una constante este verano. Y lo peor es que las previsiones solo avanzan mejorías del tiempo durante únicamente dos o tres días, volviéndose a torcer de inmediato, incluida la jornada de la festividad de Begoña.

Ayer orbayó e, incluso, llovió. Pero las cantidades de agua recogidas por las estaciones de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) en Asturias fueron escasas, como en Castropol, con solo 8,4 litros por metro cuadrado, seguida de cabo Busto (7,8), aeropuerto de Asturias (7,4), Llanes (5,8) y Mieres (4,8). Además, esa permanente presencia de nubes bajas sobre toda la región hizo que las temperaturas apenas despegaran. Algo llamativo para estar en pleno mes de agosto. El mercurio llegó a los 21,1 grados en la villa de Llanes, seguida por Mieres (20,6), Tineo (20,3), San Antolín de Ibias (20,2) y cabo Peñas (19,5). Pero es que también se registraron mínimas bastante bajas para estas fechas, especialmente en las zonas más altas, como el puerto de Pajares, que llegó a 8,4 grados, y el de Leitariegos, con 9,5.

¿Qué es lo que se prevé para los próximos días? Lo cierto es que seguirán las lluvias débiles y los cielos cubiertos al menos hasta el viernes. Después, dos o tres días de mejoría, para volver a regresar las lluvias.

Más noticias

Hoy los chubascos serán más frecuentes por la mañana, afectando especialmente al litoral oriental y a la cordillera, una situación que se repetirá mañana y el jueves. Los cielos asturianos comenzarán a verse libres de nubes a partir del viernes y se espera un aumento de las temperaturas, que puede ser notable en la cordillera. El fin de semana parece que está garantizada la presencia del sol sobre el Principado, pero el lunes y el martes -festividad de Begoña- regresarán las precipitaciones.

Por otro lado, en la calificación sanitaria del agua de baño de las playas asturianas, el Principado informa de que la gran mayoría de los arenales de la región cuentan con unas aguas de calidad excelente o buena. No obstante, también las hay en las que se ha de tomar el baño con precaución aunque de calidad suficiente, como son las de Bañugues (Gozón), La Griega (Colunga) y El Sablón (Llanes). Calificada como no recomendable para el baño por calidad insuficiente está la playa de Les Huelgues (Carreño).

Fotos

Vídeos