El Comercio

El microbús que incumple la normativa por estar matriculado en 1998, a la salida del Colegio Maliayo el pasado jueves.
El microbús que incumple la normativa por estar matriculado en 1998, a la salida del Colegio Maliayo el pasado jueves. / L. I. A.

Uno de los autobuses escolares de Villaviciosa incumple la normativa

  • El vehículo, que cubre una de las rutas del Colegio Público Maliayo, está matriculado en 1998, con lo que sobrepasa en dos años el periodo permitido

Dice el Real Decreto 443/2001, de 27 de abril, sobre condiciones de seguridad en el transporte escolar de menores que «como regla general, solo podrán prestar los servicios aquellos vehículos que no superen, al inicio del curso escolar, la antigüedad de diez años contados desde su primera matriculación».

Dice también el mismo Real Decreto, que, no obstante, se admitirá la adscripción de vehículos de antigüedad superior siempre que «el vehículo no rebase la antigüedad de dieciséis años al inicio del curso escolar y que el solicitante acredite que realizaba con anterioridad la misma clase de transporte».

En resumen, que a día de hoy, ningún autobús matriculado antes del año 2000 puede cubrir una ruta escolar. Sin embargo, en Villaviciosa, no se está cumpliendo. Según ha podido saber EL COMERCIO, uno de los vehículos pertenecientes a la empresa Hortal, con matrícula M-1915-WT, fue dado de alta en mayo de 1998, es decir, supera en dos años el periodo permitido. Fuentes del sector de transporte consultadas por este periódico califican la situación de «muy grave» y señalan que en caso de existir algún percance, el seguro no se hará cargo. Asimismo, apuntan a que el Consorcio de Transportes de Asturias es quien debe vigilar que los vehículos contratados cumplan con lo exigido y reiteran que, en este caso, «no está habilitado para transportar alumnos».

El Consorcio de Transportes de Asturias es el encargado de otorgar las concesiones zonales para el traslado de escolares a las diferentes empresas. De hecho, en Villaviciosa son varias las que prestan sus servicios al Colegio Público Maliayo.

La empresa Hortal cuenta en la actualidad con dos microbuses que cubren dos de las rutas. Ayer, desde la entidad aseguraron desconocer el caso y se comprometieron a realizar una inspección. El incumplimiento de la normativa conlleva una sanción de acuerdo con lo dispuesto en la ley 16/1987, de 30 de julio, de Ordenación de los Transportes Terrestres.

Estudio de las asociaciones

Por otro lado, la Federación de Asociaciones Vecinales de Villaviciosa (Faavvi) está a punto de concluir el estudio sobre el servicio de transporte escolar que inició en el mes de mayo con el objetivo de detectar los problemas existentes. También desconocía el caso del Maliayo.

La presidenta, Rocío Vega, confió en que los resultados de su estudio puedan darse a conocer el próximo mes de octubre. Dioni Novel, presidente de la Asociación de Vecinos La Parpayuela, de Quintes, es quien se está encargando de reunir la información.