El Comercio

2.500 firmas avalan la entrada de perros a Salinas y San Juan

Los propietarios de perros bajaron a la playa con los animales para hacer una cadena en protesta.
Los propietarios de perros bajaron a la playa con los animales para hacer una cadena en protesta. / MARIETA
  • Los propietarios de los animales buscan alcanzar las cinco mil para presentarlas a los grupos políticos como una iniciativa popular

Los propietarios de perros, protectoras y asociaciones no van a descansar hasta que se deje la entrada libre a las playas durante todo el año. Ayer, unas cien personas con sus canes se citaron en la playa de Salinas para hacer visible su protesta ante la prohibición de que los animales accedan al arenal durante la temporada alta.

Una cadena humana y perruna fue el gesto de protesta escogido por los presentes, que también recontaron las firmas recogidas durante el mes de agosto con el mismo fin, que el Ayuntamiento de Castrillón deje entrar a los canes a las playas de Salinas y San Juan. En total 2.500 personas secundan la propuesta de delimitar una zona en los arenales para que los perros disfruten del buen tiempo en ellos.

«No pueden mirar para otro lado. Son miles las personas, adultas y asturianas, las que quieren que se lleve a cabo esta medida. No somos cuatro y no vamos a parar porque nos ponemos de tope las 5.000 para presentárselas a los partidos con representación en el Principado y en el Ayuntamiento para que lo tomen como una iniciativa popular y hagan algo», explicó ayer la portavoz de la plataforma digital Perros de Castrillón.

Aunque en un primer momento se lograron más de tres mil firmas en defensa de la apertura de El Sablón a los perros, en este caso fue más complicado alcanzar la cifra. «No eran digitales, sino que la gente tenía que moverse para firmar en persona y eso le da más mérito a lo conseguido. Ahora volveremos a repartir las hojas en comercios y asociaciones de la zona para seguir sumando», explicaron los promotores.

La próxima semana los representantes de la plataforma Perros de Castrillón mantendrán una reunión con la concejala que lleva el tema, Mar González, para exponerle su propuesta e intentar llegar a un acuerdo. «Hasta el momento se han mostrado abiertos a escucharnos y a ver qué se puede hacer y eso nos gusta porque otros en cambio no nos han querido ni escuchar», comentan.