El Comercio

El chiringuito de Moniello no entrará en servicio hasta la Semana Santa de 2017

Parcela donde se ubicó la instalación tras incendiarse en abril .
Parcela donde se ubicó la instalación tras incendiarse en abril . / P. G.-P.
  • El gobierno local someterá al Pleno las bases para proceder con su licitación, que contempla una concesión por un plazo de 12 años

La puesta en servicio del chiringuito del área recreativa de Moniello se retrasará hasta la Semana Santa del año que viene. Estas son las previsiones que hace el alcalde de Gozón, Jorge Suárez, que someterá al Pleno el próximo miércoles, la propuesta que recoge las bases para proceder con la contratación del servicio. Entre las condiciones que se exigirán se contempla que la concesión se hará por un periodo de 12 años. Un plazo que servirá para que la oferta que resulte adjudicada pueda amortizar la inversión que deberá hacer en la reconstrucción del edificio prefabricado que se estima entorno a los 125.000 euros.

Según explicó Suárez, «los trámites que se tuvieron que realizar con la Comisión de Urbanismo y Ordenación del Territorio de Asturias, para modificar la parcela donde se ubicará la nueva instalación ya finalizaron. El cambio se debió a que la finca del área recreativa ocupaba más suelo de lo debido invadiendo una franja de otra colindante y ahora ya quedó liberado, por lo que tanto la planta del chiringuito como la red de saneamiento están más retranqueadas que las anteriores».

Además de esos reajustes, el concesionario se deberá hacer cargo del mantenimiento de los servicios públicos y de las zonas verdes y ajardinadas existentes.

El regidor gozoniego aseguró que desde que se cerró la instalación «son varias las personas que se interesaron por su explotación, lo cual podría suponer que su licitación no quedaría desierta, algo que nos preocupa especialmente».

Es por todos estos trámites pendientes por los que Jorge Suárez, estima que la recuperación de este necesario servicios «requerirá de un tiempo con el horizonte puesto en el periodo vacacional de la Semana Santa que viene». Mientras tanto, los trabajos de mantenimiento del equipamiento se vienen llevando a cabo de manera puntual por parte de los servicios de obras municipales, ante la importante demanda de visitantes existente a este paraje del concejo.

El Consistorio ordenó el desalojo del local en enero pasado debido al vencimiento del plazo de su concesión. El 10 de abril pasado, la instalación prefabricada fue pasto de las llamas en un incendio que fue provocado según las primeras investigaciones efectuadas tras el siniestro por parte de la Guardia Civil. Desde entonces, el parque-playa permanece sin prestar ningún servicios a los muchos visitantes a esta zona.