El Comercio

San Telmo une pueblos

Procesión por las calles de La Arena.
Procesión por las calles de La Arena. / GARABUXADA

Las fiestas de San Telmo en San Juan de La Arena vivieron ayer una intensa jornada protagonizada por la tradicional procesión de pescadores que contó con un invitado especial: la Banda de Gaitas de Tuy. Los miembros de la agrupación se trasladaron ayer desde el municipio pontevedrés para participar en un acto que tuvo aires de hermanamiento y en el que también intervino el grupo avilesino de baile folclórico 'Sabugo, ¡Tente Firme!'. Los feligreses, ataviados con sus trajes marineros, salieron en procesión tras la misa solemne cantada por el coro parroquial y portaron con ellos una extensa red de unos cien metros de largo, tal y como se viene haciendo desde hace nueve años. Esta comitiva estuvo acompañada por las imágenes de San Telmo y de la Virgen del Carmen.

La agrupación gallega interpretó el himno a San Telmo a modo de apertura de la mítica subasta de bonito en la plaza de la Iglesia, que corrió a cargo del colectivo Garabuxada. Daniel, vecino de San Juan, se llevó una pieza de ocho kilos pescada ante el Cabo Peñas, con una puja de cien euros.

Tampoco faltó la foto en grupo que cada año protagonizan los participantes en la procesión con el fin de emular épocas pasadas, cuando era tradicional dejar constancia de este tipo de actos, ni la ofrenda floral a orillas del río Nalón para recordar a los desaparecidos en la mar. La intensa actividad de la mañana dejó paso por la tarde a la parte musical; la orquesta D. Silba puso los ritmos hasta la noche en San Juan de La Arena, que afronta hoy su último día de fiestas.

La jornada estará dedicada 'a nuestros mayores'. A las 13.30 horas se celebrará una misa cantada seguida de una comida en el Hotel Lupa, donde se hará entrega de una placa a los jubilados de mayor edad y actuará el cantante Miro. Tras estas últimas actividades, San Juan de La Arena se despedirá de sus festividades dedicadas a San Telmo hasta 2017.