El Comercio

El conductor ebrio que lesionó a su copiloto en un accidente acepta quince meses de cárcel

  • El acusado reconoce el delito contra la seguridad vial y evita ir a prisión al carecer de antecedentes. A la pena se le suma tres años y medio sin carné de conducir

El conductor ebrio acusado de un delito contra la seguridad vial por conducir de forma temeraria bajo los efectos del alcohol y las drogas acordó ayer con la acusación y la Fiscalía una pena de quince meses de cárcel, así como la retirada del carnet de conducir durante tres años y medio.

La vista oral se celebró en el Juzgado de lo Penal número 1 de Avilés y ambas partes llegaron a un acuerdo por el que el delito por conducción temeraria absorbió el de consumo de drogas y alcohol. El acusado no entrará en prisión al suspenderse la condena por carecer de antecedentes penales. Además, la retirada del carné se reducirá también año y medio, que es el tiempo que ha transcurrido desde que tuvo lugar el accidente y se le retirara por los agentes. El conductor deberá abonar al Ayuntamiento de Corvera 1.480,32 euros por daños materiales. Ahora falta por determinar la cuantía de indemnización por los daños causados al acompañante.

Los hechos se remontan a la Nochevieja del año 2014, cuando el acusado y su acompañante circulaban por la CV-1, que une Los Campos con Trasona, a más de cien kilómetros por hora cuando el tramo está limitado a cincuenta. En un momento perdió el control del vehículo y chocó contra un quitamiendos, provocando dos heridas en su copiloto.