El Comercio

Piedras se moviliza por su biblioteca

Los integrantes de IU y algunos vecinos se movilizaron ayer ante la estructura de la futura biblioteca de Piedras Blancas.
Los integrantes de IU y algunos vecinos se movilizaron ayer ante la estructura de la futura biblioteca de Piedras Blancas. / MARIETA
  • IU impulsa una serie de concentraciones los jueves para que se reanuden las obras

Siete años de retrasos son suficientes. Al menos es la opinión de la asamblea local de Izquierda Unida en Castrillón que el pasado miércoles aprobó iniciar los 'jueves reivindicativos'. Para la primera parada se fijaron en un edificio cuyo retraso ha agotado la paciencia de los integrantes de la coalición de izquierdas: la nueva biblioteca de Piedras Blancas que, siete años después del inicio de su obra, sigue sin concluirse.

Todo se encuentra pendiente de un nuevo concurso que permita reanudar los trabajos. La consejería de Cultura ya ha avanzado al gobierno de Castrillón que prepara una licitación para terminar el edificio dotada con medio millón de euros. Los informes técnicos aseguran que es una cantidad necesaria para concluir los trabajos, a pesar del tiempo que ha transcurrido con la estructura a la intemperie. Sin embargo, los mensajes enviados desde el gobierno regional no convencen a la afiliación de Izquierda Unida que el pasado miércoles aprobaba comenzar las protestas por los retrasos en las inversiones autonómicas.

Protesta simbólica

La movilización comenzó sobre las siete de la tarde con apenas veinte personas frente a la estructura del edificio. Durante la mañana, los integrantes de la coalición colocaron octavillas por Piedras Blancas para invitar a participar a todos los vecinos.

El nuevo coordinador, Javier Espejo, invitaba ayer a todos los vecinos y partidos de Castrillón a sumarse a la movilización. «Con este acto inauguramos los jueves reivindicativos. Invitamos a todos los vecinos y demás partidos a que se sumen a estas protestas», declaró a LA VOZ.

Durante la mañana, militantes de Izquierda Unida depositaron en la verja de la obra diferentes libros. Durante la protesta, se recogieron y, durante un cuarto de hora, estuvieron en silencio, leyendo. «Es una biblioteca y hemos ido a hacer lo que queremos hacer en ella», comentó Espejo.

Las movilizaciones se repetirán, aunque la asamblea no fijó una periodicidad concreta. Lo cierto es que ayer Espejo citaba varios casos de obras paralizadas y cuyo retraso sufre un duro castigo para el concejo. Por ejemplo, se refirió al juzgado de Paz, el saneamiento de La Plata o las deficiencias en el mantenimiento de diferentes carreteras de titularidad autonómica.

Flotilla de Gaza

Además, la asamblea de Izquierda Unida en Castrillón aprobó un manifiesto de condena al ataque israelí contra la flota integrada por mujeres que se pretendía dirigir a la franja de Gaza para romper el bloqueo de Israel.

El comunicado expresa su apoyo y solidaridad con las mujeres que viajaban en los barcos y considera que se trata de «una vulneración de los derechos humanos». Desde IU se reclama al gobierno español que intervenga en la protección de las afectadas.