El Comercio

El Principado tratará de localizar al lobo que ha matado a varias reses en Muros

Una de las ovejas atacadas el pasado martes.
Una de las ovejas atacadas el pasado martes. / LVA
  • Los alcaldes de Muros y Pravia se reunirán la próxima semana con el director de Recursos Naturales para analizar la situación

La alcaldesa de Muros de Nalón, Carmen Arango, confió ayer en que las medidas comprometidas por la Consejería de Desarrollo Rural y Recursos Naturales para tratar de localizar al lobo que ha atacado a varias ovejas y cabras en el concejo den cuanto antes sus frutos y los ganaderos puedan respirar un poco más tranquilos.

Arango explicó ayer que el miércoles, un día después del último ataque del lobo, envió un fax y un correo electrónico al Principado urgiendo una solución. «Hoy mismo (por ayer) he remitido la misma petición por correo ordinario», añadió. Como primera medida, la consejería se ha comprometido a enviar a la guardería del medio natural. «Tratarán de localizar al ejemplar que, al parecer, ha causado la alarma». Se trataría, según han explicado a Arango desde el Principado, de un único ejemplar, un lobo mayor que ya ha tratado de ser localizado en otros concejos donde también ha atacado. «Estos animales recorren muchos kilómetros a lo largo del día y los técnicos del Principado estuvieron una semana tratando de dar con él sin éxito», amplió.

En cualquier caso, será una primera medida de urgencia a la espera de las que salgan de la reunión que, a principios de la semana que viene, mantendrán la alcaldesa de Muros y el alcalde de Pravia, David Fernández, con el director de Recursos Naturales, Manuel Calvo, tal como confirmaron ayer desde la Consejería de Desarrollo Rural. En la misma está previsto analizar la situación y diseñar un protocolo de actuación. Y no sólo se hablará del lobo, también del jabalí. «Nos preocupa más el lobo por los recientes ataques, pero tampoco nos podemos olvidar del jabalí. Se están viendo tanto en la carretera general como en el centro del pueblo casi a diario. Algo tendremos que hacer porque Muros es un concejo costero y esto no es normal», confesó Arango. Lo único que tranquiliza a la alcaldesa es la confirmación de que ninguno de estos dos animales ha atacado a personas.

Mientras, los ganaderos que han perdido varias cabezas rumian su enfado, el tema ha generado un intenso debate incluso fuera de la zona en la que han ocurrido estos ataques. Las opiniones sobre el modo de actuar del cánido y su agilidad para saltar vallas de determinada altura se contraponen a quienes arguyen los cambios en el comportamiento animal de numerosas especies por la urbanización y el destrozo de su hábitat natural.