El Comercio

Gozón tramita la declaración del BIC del edificio noble del IES de Luanco

Vista de la fachada del edificio noble del instituto de Luanco.
Vista de la fachada del edificio noble del instituto de Luanco. / P. G.-P.
  • La iniciativa partió del Consejo Sectorial de Patrimonio Local ante la relevancia de esta construcción que data de mediados del siglo XIX

El Ayuntamiento de Gozón ultima en la actualidad un informe para elevar a la categoría de Bien de Interés Cultural (BIC) el edificio noble del Instituto de Enseñanza Secundaria Cristo del Socorro, en Luanco. La iniciativa partió del Consejo Sectorial de Patrimonio Histórico Local ante la relevancia de esta construcción que data de mediados del siglo XIX. Su edificación, de estilo neoclásico, fue impulsada por el emigrante a Cuba Mariano Suárez-Pola y actualmente goza de una protección integral.

Es por su importancia por la que ahora el Consistorio quiere asegurar aún más su conservación en caso de lograr la categoría de BIC. Así lo explicó el concejal de Cultura, Manuel Hernández Barrios: «El trabajo documental fue encargado al historiador local Ignacio Pando y su planimetría a la Oficina Técnica Municipal. Los trámites obedecen a la petición realizada desde el Servicio de Patrimonio Histórico y Cultural de Asturias para su valoración», señaló.

En el estudio se incorporan otros elementos como la maquinaria del reloj que data de 1878 y fue construida por Basilio Sobrecueva, en su taller de Colao, en el municipio de Cangas de Onís. Es la única pieza monumental fabricada por este artesano. La pieza ya fue objeto de varias restauraciones de los elementos que conforman su maquinaria. Conjuntamente con el reloj, también se incluye la escalera de caracol que sirve de acceso a la sala, también reparadas hace más de una veintena de años. El último elemento que se contempla en el inventariado es un mueble de madera de la biblioteca del centro que se encuentra en buen estado de conservación, y que fue construido 1907 por un ebanista local.

Hernández Barrios sostiene que, de conseguir la categoría de BIC, «se incrementará el patrimonio cultural al quedar igualado a nivel de protección con el conjunto de la Casa de los Menéndez, de la Pola, y las iglesias de Santa María, de Luanco, y de la Manzaneda».