El Comercio

Salvados del fuego en una casa rural en Grandas gracias al aviso de sus perros

Un incendio calcinó en la tarde del viernes parte del tejado y la buhardilla de una casa rural en la localidad de Vilarmayor, en el municipio de Grandas de Salime. En el momento de declararse el fuego, una pareja de clientes dormía en la vivienda. Los inquilinos se despertaron y pudieron abandonar el apartamento a tiempo gracias a los dos perros que les acompañaban «que comenzaron a arañar la puerta para avisarlos», explicó María José Gontad, propietaria de 'Casa Louge2'. También agradeció la rápida intervención de los bomberos del parque de Grandas de Salime, apoyado por los de Castropol, que evitaron que el fuego se propagase a la vivienda anexa. Cuando los bomberos llegaron al lugar, los ocupantes ya se encontraban fuera. La dotación utilizó dos líneas de agua para sofocar el fuego.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate