Aquagest reclamará en los tribunales al Ayuntamiento de Gozón el dinero que le adeuda

  • La exconcesionaria del mantenimiento de la red de aguas sostiene que el Consistorio le debe 3,7 millones de euros

La empresa Aquagest, exconcesionaria del servicio de mantenimiento de la red de abastecimiento de agua del Ayuntamiento de Gozón, acudirá a la vía judicial, de lo contencioso-administrativo para reclamar la liquidación del contrato. La reclamación que presenta el Consistorio asciende a 3,7 millones y se basa en las facturas de las obras efectuadas durante la década de duración del contrato.

La decisión de la empresa de acudir a los tribunales responde a la decisión del equipo de gobierno municipal, socialista, de reducir esta deuda a 393.933 euros. Una cifra que resultó de una auditoria externa encargada por el equipo de gobierno para evaluar los atrasos reclamados ante la falta de documentación en el Ayuntamiento para justificar las obras realizadas.

En el informe, realizado por la firma Viavetus Ingenieros, también se incluyeron los intereses de demora y el IVA en su certificación. La razón de esta importante diferencia económica entre los cálculos municipales y los de la empresa está la existencia de sobrecostes en los precios de los trabajos y, también, a varias obras realizadas al margen de los contratos firmados con el Consistorio, según fuentes municipales. En los peritajes realizados estos incrementos en el precio y en las obras no contratadas corresponderían a la reurbanización de varias calles del casco urbano de Luanco y ascienden a 2.075.583,33 euros. La remunicipalización del servicio de mantenimiento de la red de abastecimiento de aguas fue uno de los compromisos con los que el PSOE concurrió a las pasadas elecciones municipales.

Pérdidas

La ya exconcesionaria, en su reclamación, pide además 248.404 euros, en concepto de soporte de pérdidas tras el anuncio municipal de prescindir de sus servicios. Mientras, el Consistorio piensa aplicar sanciones por un importe de 354.385 euros. En este caso, por las obras que considera fueron realizadas sin ningún tipo de autorización.

Desde principios de año este servicio ya está siendo prestado por personal municipal subrogado de Aquagest. Además, se contrató a un ingeniero especialista para dirigir el servicio.