Candamo se echa a las trincheras

Batallas recreadas a lo largo del fin de semana en Grullos. / M. O.

La sexta edición de la recreación de la guerra civil en el frente del Nalón triunfa en el campo de batalla de Grullos

M. PICHEL GRULLOS.

Cerca de 5.000 personas se reunieron ayer en Grullos, Candamo, para seguir en primera persona una nueva edición de las recreaciones históricas de la guerra civil española. Con la de ayer son ya seis los años en que se realizan, convertidas ya en una cita innegociable, tanto para aficionados como para curiosos.

Explosiones, carreras fusil en mano, sacos terreros defendiendo trincheras, balas de paja parapetando nidos de ametralladora... La finca de Los Ramones, en Grullos, en la que todavía quedan vestigios de las trincheras del Frente del Nalón, territorio clave en la envolvente republicana a Oviedo, y la posterior contraofensiva franquista, se convirtió en escenario bélico recreando el intento de la Toma del Pando por las fuerzas de la República, camino de la capital.

«Es la sexta vez que se hace la recreación, la tercera con esta corporación, y en esta ocasión hemos doblado el presupuesto de años anteriores», destacaba el concejal de Cultura de Candamo, José Luis Suárez, que reconocía la importancia creciente para el concejo de estas actividades históricas, tanto, que el año pasado fueron recogidas en el diario británico 'The Guardian', como él mismo destacó. Las organiza la Asociación Histórico Cultural Grupo Frente del Nalón, «que hace un gran trabajo», agradeció el concejal.

Participaron alrededor de un centenar de soldados, caracterizados como tabores de regulares, tropas franquistas y republicanas, milicianos... Llegados desde Cataluña, País Vasco o Madrid, muchos de ellos. Ocuparon posiciones en los puestos de mando, hospitales de campaña, que sirvieron asimismo como un museo vivo al que visitar.

Los visitantes tuvieron oportunidad de disfrutar de un mercadillo militar, de rancho bélico, vehículos de época, y un espectáculo de variedades, a las ocho de la tarde, en el que Rodrigo Cuevas se transformó para la ocasión en 'Rodrigo de Triana', en un teatro junto a 'Luciana de Estambul' y 'Lauro de Odón', como si el tiempo se hubiera detenido en los años 30 del siglo pasado.

Las actividades comenzaron anteayer, y culminarán hoy con una visita al Fortín de la Peña, en San Román de Candamo, a las 11 horas.

Fotos

Vídeos