Los días de lluvia pasan factura a las playas, que pierden cien mil bañistas

La mayor parte de los bañistas eligen Salinas para pasar los días soleados.
La mayor parte de los bañistas eligen Salinas para pasar los días soleados. / MARIETA

Salvamento interviene en 356 incidencias, de las cuales catorce fueron rescates, en su mayoría realizados en Salinas

SHEYLA GONZÁLEZ PIEDRAS BLANCAS.

El servicio de Salvamento de Castrillón hizo público ayer el informe de afluencia a playas del mes de julio. Las lluvias y los días nublados han tenido su repercusión en los arenales, que han perdido más de cien mil bañistas respecto a la afluencia registrada el año pasado en estas fechas. El mes pasado visitaron los siete arenales del concejo un total de 256.000 personas, siendo Salinas y San Juan las playas que más visitantes recibieron.

La meteorología ha jugado un papel importante a la hora de que los bañistas se acercaran a los arenales, aunque el informe si refleja un aumento considerable respecto al mes de junio, el primero de la temporada. Salvamento había registrado entonces 72.778 personas. A pesar de esta bajada en la afluencia, el equipo de socorristas del Ayuntamiento de Castrillón, coordinado por Ignacio Flórez, se ha visto obligado a realizar un mayor número de intervenciones.

En total se actuó en 352 incidencias, que requirieron cuatro traslados a dependencias hospitalarias. Son más del doble de las ocurridas en el mes de junio, en el que los socorristas tuvieron que actuar en 128 incidencias. De todos estos hechos, catorce fueron rescates, que junto a los efectuados el mes pasado (15) suman 29, cifra récord de los últimos veranos, ya que durante los dos primeros meses del año pasado tan solo se habían efectuado tres rescates.

La mayor parte de estas actuaciones se llevaron a cabo en la playa de Salinas y en la zona del Espartal, aunque otros cuatro se efectuaron en el playón de Bayas. A estos hay que sumar otro rescate, que tuvo que ser realizado con embarcación. Destacan también las intervenciones relacionadas con la seguridad ciudadana y el orden público, en este apartado se incluyen las advertencias o requerimientos hechos por los socorristas a bañistas que no estaban respetando la normativa. Casi la mitad se hicieron en Bayas, mientras que otras siete fueron en Santa María del Mar.

A esto hay que sumar 121 lesiones por animales marinos, 27 por animales terrestres y 108 heridas y contusiones. Otras 25 intervenciones se llevaron a cabo por erupciones cutáneas. Además, ocho niños se perdieron en las playas de Salinas y San Juan, a los que se sumó otro en la de Arnao.

Fotos

Vídeos