Los ecologistas solicitan mejoras en el Cierrón de la ría de Villaviciosa

Estado actual del humedal del Cierrón de la ría de Villaviciosa, sobre el túnel de la autovía. /  C. ECOLOGISTA
Estado actual del humedal del Cierrón de la ría de Villaviciosa, sobre el túnel de la autovía. / C. ECOLOGISTA

Reclaman al Ayuntamiento, Principado y Fomento que acometan las actuaciones necesarias en el espacio protegido sobre el túnel de la A-8

E. F. VILLAVICIOSA.

La Coordinadora Ecologista de Asturias ha pedido a las diferentes administraciones local (Ayuntamiento), autonómica (Consejería de Infraestructuras, Medio Ambiente y Ordenación del Territorio) y central (Ministerio de Fomento) que acometan «sin demora» obras para recuperar el humedal en el Cierrón de la ría de Villaviciosa, sobre el túnel de la A-8. Se trata de una actuación, financiada por la Obra Social de la Caixa, cuyos trabajos destinados a la restauración ecológica de este enclave se dieron por finalizados en 2013.

Según los ecologistas, desde hace cinco años, se están produciendo problemas que «no han sido afrontados y que consideramos de urgente solución en esta ría, Reserva Natural». Desde la Coordinadora critican la «continua invasión» a la charca les Caleyes de animales, como gatos, perros, cabras o caballos, que «suponen un deterioro del humedal y un peligro para la fauna silvestre».

Desde la Coordinadora afirman que la última incursión de tres caballos en la zona cercada se produjo en pleno proceso de reproducción de diversas aves que nidifican en el suelo o en la vegetación cercana al suelo. «Es necesario la regulación e información suficiente para que este humedal no sea invadido por personas ni animales, limitando cualquier actividad que pueda suponer una molestia para la fauna silvestre, aumentando la zona de uso restringido», indicaron.

Advirtieron también del deterioro del cercado, que se realizó con materiales recuperados de la zona y que ya estaban en el final de su vida útil. «Muestra un estado penoso en su mayor parte. Supone un peligro para las personas y animales, al estar al descubierto tirafondos oxidados de más de siete centímetros y el estado de abandono es evidente. Por lo que pedimos la reposición del cercado y de la cartelería informativa». Y es que, según el portavoz ecologista, Fructoso Pontigo, «no existe suficiente cartelería informativa sobre los usos del humedal y los que existen sobre las especies que se pueden avistar, están en un estado tan patético que acrecientan la sensación de abandono y dejadez de las diferentes Administraciones Públicas».

Pontigo señaló también que «se dejan desecar las charcas y no se aprovechan las mareas vivas capaces de aportar agua al humedal». En este sentido, se fijó en la colonia de cigüeñuelas que nidifican año tras año en estas charcas y que, según dijo, «se quedan sin recursos tróficos y expuestos a la depredación de sus nidos y pollos». Por este motivo, la Coordinadora solicitó afrontar el problema de la desecación de las charcas, mediante un calendario de trabajo para la apertura de las compuertas, cuando hay mareas vivas; así como la realización de captación permanente de agua desde algún reguero próximo.

Los ecologistas se quejaron también de la suciedad y el olor que aporta el rebosadero del sistema de alcantarillado a la zona y solicitaron «la limpieza de la porquería y una solución para evitar estas situaciones al arenal».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos