Las escuelas dan clase a 8.000 cursillistas

Salinas cuenta con ocho escuelas de surf autorizadas, que imparten clases y cursillos a lo largo de todo el año, aunque es en la temporada estival cuando viven su mayor época de trabajo. Aprovechan los tres meses para organizar campamentos en torno al surf y cursillo de varios días, que congregan a unos ocho mil jóvenes de diferentes edades. Se imparten clases tanto a niños como a adolescentes o adultos, siempre dependiendo del nivel de estos.

Las escuelas innovan cada año para ofrecer a los potenciales deportistas una oferta más amplia que las propias clases de surf. «El verano es la época propicia para dar clases, en Salinas en invierno por culpa de la meteorología no es lo mejor. Eso sumado a que los jóvenes tienen vacaciones escolares y es cuando pueden dedicar más tiempo a este deporte», comentan los responsables de las academias.

Desde hace un par de años el Ayuntamiento regula la actividad de las escuelas y para ello ha creado un registro en el que deben estar inscritas las empresas. Es el propio Consistorio quien otorga la autorización para poder impartir clases en los arenales del concejo y establece a su vez el reparto de la playa para cada una de las escuelas. Además, este año están obligadas a darse de alta como empresas de Turismo Activo en el Principado para poder operar en las playas.

Fotos

Vídeos