Fallece Alfredo Menéndez, el pintor de los murales de Candás e Hijo Predilecto

Alfredo Menéndez, pintando el mural de La Salve en El Paseín. /
Alfredo Menéndez, pintando el mural de La Salve en El Paseín.

Sus restos mortales reposan en el tanatorio de La Cruz y el funeral tendrá lugar mañana, a las cuatro de la tarde, en la iglesia de San Félix

E. F. CANDÁS.

El pintor Alfredo Menéndez , autor de los murales que decoran muchos de los rincones más destacados de Candás e Hijo Predilecto de Carreño, falleció ayer a los 83 años en el Hospital Monte Naranco de Oviedo, donde estaba ingresado debido a una enfermedad cardiaca que le detectaron hace tiempo. El cuerpo de Alfredo Menéndez reposaba ayer en el tanatorio de La Cruz. Su funeral tendrá lugar mañana, a las cuatro de la tarde, en la iglesia parroquial de San Félix.

Alfredo Menéndez nació en la villa candasina el 17 de diciembre de 1933, en el inmueble sito en el actual número 30 de la calle Valdés Pumarino, donde sus padres, Raimundo Menéndez y Juana Nepomucena Menéndez tenían su residencia y en el que desarrollaron su actividad, no solo como tenderos, sino como proveedores desinteresados al vecindario de Candás. El amor por su pueblo, le llevó a dedicar parte de su vida a inmortalizar a sus vecinos y vecinas, con sus propias y genuinas expresiones, en sus murales y lienzos.

Desde muy pequeño, mostró una inclinación pronunciada hacia las Bellas Artes. A los doce años, entró a formar parte de la Banda de Música de Candás, agrupación musical que había renacido tras la Guerra Civil, y fue el primer educando que salió con la agrupación musical en aquella Pascua de mediados de los años cuarenta. Durante ocho años más, perteneció a ella.

A los 15 años, por razones económicas, entró a trabajar en la fábrica de Herrero Hermanos donde conoció al mecánico de la misma, José Lorente 'Pepito el andaluz', quien le inició en el teatro. Con él, interpretó cinco obras. Más tarde, empezó a colaborar con las obras de José Ángel Alonso Jesús, distinguido éste por la Corporación de Carreño como hijo adoptivo.

En 1953, entró a trabajar en la fábrica de conservas Portanet. Dos años después, en 1955, es destinado a dirigir la fábrica que Portanet tenía en Santoña (Cantabria), lo que le mantuvo alejado de su querido Candás durante las costeras de la anchoa (desde primeros del mes de febrero hasta últimos del mes de junio).

En 1957 contrajo matrimonio con Avelina Prieto García, y juntos fundaron, en la pequeña tienda que había sido de sus padres, la primera librería que hubo en Candás, a la que bautizaron con el nombre de San Félix, a la que poco después agregaron juguetería. Menéndez perteneció también a la Sociedad de Festejos (SOFECA), a la que le dedicó un activo y dilatado servicio, donde prestó su mayor aportación a la afición teatral existente en Candás, con la organización del Certamen Inter-Provincial de Teatro de Candás, que se celebró en el Parque Santarúa.

Como pintor, contribuyó desinteresadamente con la composición de varios carteles para las fiestas del Cristo, otras tantas portadas de porfolios de fiestas, así como un cartel anunciador de la Feria de las Conservas; además de con sus dibujos y bocetos para el anuncio del festival de la Sardina y cuatro carteles más para las Jornadas del Bonito. Asimismo, es autor del dibujo que donó y luce la portada del libro titulado Historia General de Carreño, así como de la edición de fotos antiguas de Candás editado por el Náutico. Asimismo, para el grupo de teatro Xana, al que siempre profesó gran simpatía y amistad, dibujó varios decorados de escena y el retrato de Don Braulio, su fundador.

En 1968 comenzó a prestar sus servicios en la sucursal de la Caja de Ahorros de Candás . En 1974, fue nombrado director del Teatro Universitario por la Joven Cámara de Oviedo. En 1987 comentó y presentó ante el Ayuntamiento de Carreño un proyecto de mural para ser pintado en los huecos de la fachada del lateral del almacén de la empresa conservera Albo, en la calle Pedro Herrero. En 1999, a solicitud del Ayuntamiento de Carreño, pintó el mural conmemorativo del Centenario de La Salve en El Paseín.

En la etapa final de su vida artística, en 2000-2001, el Museo Antón inauguró una exposición con la colección de los retratos de los personajes de la monografía de Candás de los años 40 y 50, que durante años había ido dibujando y recopilando. Esta colección fue donada por él al Ayuntamiento de Carreño y en 2013 fueron expuestos en el Muelle de Candás sus retratos. Ese año, recibió la Marañuela de Bronce de los hosteleros y el pasado septiembre fue nombrado Hijo Predilecto.

La alcaldesa, Amelia Fernández, comentó que «Alfredo quedará siempre en el recuerdo de Candás por su entrega a la cultura y por el valor personal que imprimió en cada obra. Nos deja un legado que nos hace sentirnos orgullosos. Seguirá presente en cada rincón y cada mural».

Fotos

Vídeos