El Principado estudiará la desafección de las casas de conserjes de los colegios

El Ayuntamiento plantea destinar estos edificios a usos escolares para los centros El Vallín y Maestro José Luis García de Piedras Blancas

S. GONZÁLEZ PIEDRAS BLANCAS.

El Principado estudiará la posibilidad de desafectar las casas de conserjes de los colegios públicos del concejo. Esta petición fue trasladada ayer por la alcaldesa, Yasmina Triguero, al consejero de Educación y Cultura, Genaro Alonso, en el marco de una reunión de trabajo en la que se analizaron otros temas referentes al área.

En concreto se estudiará la posibilidad de convertir estas viviendas, que ya están en desuso, en espacios para albergar actividades educativas. La edil de Izquierda Unida planteó la posibilidad de hacerlo con las casas de conserjes de los colegios El Vallín y Maestro José Luis García, Campiello, de Piedras Blancas. «Estos dos centros estarían dispuestos a darles uso a esos espacios para sus actividades a lo largo del curso», explicó ayer Yasmina Triguero, que también puntualizó que «por nuestra parte estamos de acuerdo con este destino para las casas».

Ahora deberá ser el Principado quien estudie el asunto ya que es el titular de los centros educativos en la región. Por otro lado, hace varios meses se hacía la misma petición desde el CRA Illas-Castrillón, en concreto para las aulas de Pillarno, que han visto aumentar el número de alumnado los últimos años. En ese caso el Ayuntamiento envió por escrito la petición a la consejería de Educación. «Estuvieron muy receptivos tanto el consejero como el director general, que nos dijo que también estaban estudiando la posibilidad de destinar una partida a final de año al CRA para ejecutar mejoras en las instalaciones», indicó la alcaldesa.

Biblioteca de Piedras Blancas

Otro de los ejes del encuentro entre Yasmina Triguero y Genaro Alonso fue la nueva biblioteca de Piedras Blancas, cuyas obras comenzaron hace unos meses. La previsión es que esté finalizada a finales de este año. «Nos confirman que va todo según lo previsto y que si no está la última semana de diciembre lo estará seguro en la primera quincena de enero y esperamos que así sea», indicó Triguero.

Respecto a esta obra la alcaldesa tenía una doble petición. Ha insistido al consejero en que sea el Principado quien se haga cargo del mobiliario o de la urbanización del entorno. «Creemos que es justo por el retraso que hemos vivido y sobre todo porque en la licitación hubo una baja y podría destinarse ese dinero a sufragar parte de los gastos que llevarían esas dos partidas», puntualizó Triguero, quien aclaró que «sin la urbanización no se podrá hacer uso de la biblioteca por informes técnicos».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos