«El Románico también está en los hórreos»

Los visitantes se fijan en los elementos de un hórreo de Perviyao. /  E. C.
Los visitantes se fijan en los elementos de un hórreo de Perviyao. / E. C.

La Fundación Cardín estrena la temporada del bus turístico con un recorrido que descubre los secretos de la arquitectura tradicional

E. FERNÁNDEZ VILLAVICIOSA.

«Es una ruta cien por cien recomendable. La gente debería saber que el Románico no solo está en las iglesias sino también en los hórreos». Velia Antonucci, vecina de la Villa, fue una de las viajeras que ayer estrenó el bus etnográfico que puso en marcha, por segundo año consecutivo, la Fundación José Cardín Fernández. Fue el primero de otros cinco viajes que fletará durante este verano.

«No sabía que había varios estilos de hórreos y mucho menos que hubiera uno de Villaviciosa. Tampoco conocía todos los elementos decorativos que tenían y, sobre todo, pensaba que una panera se diferenciaba de un hórreo por las patas pero no, hoy (por ayer) me han comentado que es por las moñas del tejado. Si tiene una es un hórreo y más de uno es panera», añadió Antonucci. A su lado, el gijonés Juan Grijota acudió con su esposa, Maribel Tobes, a esta ruta. «Es una manera de aprender a mirar estas edificaciones. Me ha llamado mucho la atención uno de los elementos que vimos en Sietes. Es increíble cómo los pegoyos están adaptados a la orografía del terreno para nivelar la construcción», comentó.

Isabel García vino desde Sama de Langreo a Villaviciosa para participar en este viaje. «Fue un recorrido preciosa, disfrutamos y aprendimos mucho con todo lo que nos comentó la guía. El tiempo, al final, acompañó», señaló esta visitante.

El de ayer fue el primer viaje de los cinco que se organizarán este verano, los sábados«Es increíble ver cómo los pegoyos se adaptan a la orografía», destacó uno de los participantes

La visita pretende acercar alos turistas e incluso a los propios asturianos, a esos bienes muebles que en muchos casos son unos grandes desconocidos, bien sea por su función o por su arquitectura. La primera parada del trazado se realiza en la parroquia de Fuentes donde los asistentes pudieron ver el hórreo de la Muslera y la panera de Migoya. Después, visitaron la 'Casa l'Horru' donde Isidro Granja Coy, el cuidador de este museo, puso a prueba «el sentido de la vista que tiene el público. Allí les preguntó dónde estaba el respiradero del hórreo o una cabeza de un lirio», comentó la guía, Rebeca Meana.

Otra de las construcciones que visitaron fue el hórreo de Casa Paco, en Piedrafita. La vuelta a Villaviciosa, a mediodía, les permitió realizar una última parada al lado de la iglesia de La Oliva, donde se verá el último vestigio de esa vida rural en el núcleo urbano.

Durante el recorrido los asistentes conocieron un poco más sobre la historia de este singular elemento en el paisaje asturiano. Y además, cada visitante recibió una pequeña guía informativa. El bus saldrá de Villaviciosa todos los sábados de este mes.

La guía de la Fundación también comentó que a partir del próximo mes de agosto se pondrá en marcha el bus del Románico. «Según dijo, es una iniciativa que ya lleva varios en años en marcha y despierta un gran interés. Es una actividad muy demanda porque además coincide en un mes que hay mucho turismo en la comarca. Desde la Fundación ya han abierto el plazo de inscripción para quien quiera asegurar plaza en estas iniciativas.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos