San Roque inaugura procesión

Varias embarcaciones transportaron las imágenes de los santos en la tradicional procesión por la mar. / E. C.

Tazones amplía el recorrido del paso, que vuelve a salir de la capilla 80 años después

LORETO BARBÓN TAZONES.

«Antes era tradición sacar la imagen pequeña de San Roque en procesión desde la capilla hasta la iglesia de Tazones. Esto lleva más de ochenta años sin poder hacerse porque, durante la Guerra Civil, la capilla se quemó. Llevamos cuatro décadas intentado recuperarla y esta es la primera vez que vuelve a desfilar esta pequeña comitiva, formada por niños», confesó Cristina Carneado, organizadora de las fiestas de San Roque en Tazones, que comenzaron ayer, a mediodía, con un pasacalles a cargo de la banda El Gaitero, de Villaviciosa.

Los aparcamientos llenos y numerosos coches aparcados en los arcenes del acceso al pueblo eran una prueba evidente de la cantidad de visitantes que acudieron a Tazones a disfrutar, un año más, de sus fiestas. «Somos de Madrid y llevamos dos años viniendo porque el pueblo es tan precioso como tranquilo», aseguraron Alicia y Almudena, quienes después iban a una boda en Gijón. Raimundo 'el Precioso' y Consuelo no tuvieron que desplazarse, puesto que ellos son «de Tazones de toda la vida. No nos perdemos las fiestas de San Roque porque son algo familiar y muy entrañable», explicaron estos vecinos, sentados en un banco frente a la iglesia parroquial donde se ofició una misa cantada por el coro San Roque, de Lastres.

Tras la eucaristía dio comienzo el tradicional desfile de ramos marineros, que precedió a las imágenes de los santos y también a la pequeña figura de San Roque, sacada en procesión desde la capilla por primera vez en años.

En Tazones, abunda la tradición y una buena prueba de ello es la caminata que todos los años realizan los vecinos de Quintes para acudir a las fiestas. «Hay una mujer que viene desde hace sesenta y cinco años. Antes era algo muy común a la que se sumaban todas las parroquias, pero ahora la gente prefiere venir en coche. Sin embargo, los vecinos de Quintes continúan con la tradición y vienen caminando», apuntó Cristina Carneado.

Las actividades para honrar a San Roque se retomaron a las siete de la tarde con la tradicional procesión por mar y la 'Quema'l Xigante'. Por la noche, llegó el turno del baile y las verbenas, que corrieron a cargo de los grupos Casting y Eclipse.

Hoy, 'San Roquín'

Las fiestas de Tazones continuarán hoy, con la jornada conocida como 'San Roquín', a las 13 horas, con una misa cantada en recuerdo de los difuntos de la parroquia. La tarde estará dedicada a los más pequeños, que podrán disfrutar de juegos y una chocolatada en el kiosco del muelle, a las 18 horas. El cierre llegará por la noche, con una cena compartida para los asistentes, la tradicional Danza de San Roque y la última verbena, con Banda Norte.

Fotos

Vídeos