Los vecinos de Cancienes prefieren que la Lechera se destine a los más jóvenes

El edificio de la Lechera está ubicado en la carretera general de Cancienes.
El edificio de la Lechera está ubicado en la carretera general de Cancienes. / MARIETA

El Ayuntamiento inicia los trámites para la rehabilitación del edificio que se encuentra deteriorado y sin uso desde hace años

S. GONZÁLEZ CANCIENES.

El edificio de La Lechera es uno de los más emblemáticos de Corvera y el más significativo de Cancienes. Data del año 1907 y aunque albergó gran actividad, ahora está convertido en un espacio cerrado y deteriorado por el paso del tiempo. El Ayuntamiento de Corvera ha incluido su rehabilitación dentro de sus inversiones para lo que ha comenzado los trámites con el Principado.

Dentro de los planes que el equipo de gobierno del PSOE tiene para este edificio histórico está el de consultar a los vecinos de la localidad los usos que les gustaría que albergara, que tendrán que ser públicos y para la totalidad de la ciudadanía. Cancienes cuenta con una gran parte de su población de avanzada edad, aunque en los últimos años se han instalado en la parroquia familias jóvenes con niños pequeños y adolescentes. Y los vecinos coinciden en señalar que son ellos quienes deben disfrutar del edificio una vez esté rehabilitado.

La localidad cuenta con un centro social, en el que se reúnen los mayores y en el que se realizan muchas de las actividades organizadas por el Ayuntamiento. «Los mayores tienen un espacio en el que encontrarse y pasar sus ratos libres, en cambio, los niños no tienen nada y tienen que estar en la calle todo el día. Que se preparara la Lechera para ellos sería lo mejor y si encima se programan actividades sería mejor aún», proponía ayer Ana Belén González, vecina de la localidad.

Ana Belén González Vecina «Los mayores tienen su espacio, pero los adolescentes andan por la calle sin nada que hacer»Trinidad Calvo Vecina «La Lechera no puede seguir así, debe convertirse en un espacio útil para la juventud»Domingo Morcillo Asociación de Vecinos «Estaría bien contar con una sala en la que hacer bailes y otra para reunir a los más pequeños»Marta Rodríguez Vecina «Cancienes no cuenta con espacios para niños, cuando llueve no tienes opciones de hacer nada»

Su propuesta fue secundada y apoyada por más vecinos de la localidad, que insistían en que «los niños si llueve no tienen más opción que quedarse en casa porque no hay nada para ellos. De esta manera los mayores tendrían su zona sin molestias y los niños otra», comentó Marta Rodríguez, madre de un niño de cuatro años.

La Lechera lleva años cerrada, lo que ha provocado su deterioro, que ha suscitado las quejas vecinales en más de una ocasión. «Lo que no se puede permitir es que siga así de mal porque acabará cayendo. Llevamos años escuchando que se va a hacer algo y nunca se acaba de hacer», lamentan los vecinos. El inmueble tiene una superficie de 1.454 metros cuadrados repartidos en una planta rectangular, construido en planta baja con cubierta a dos aguas. «Hay que convertirlo en algo útil para la juventud, no puede seguir así», decía tajante Trinidad Calvo, una de las vecinas de más edad de Cancienes que ha visto pasar los años por la Lechera.

Desde la asociación de vecinos de Cancienes, presidida por Domingo Morcillo, también esperan una sala para los más jóvenes aunque también piden al Ayuntamiento que cree un gran salón «en el que poder hacer bailes desde la asociación. Son dos funciones que se pueden compaginar perfectamente y que darían cobertura a todas las necesidades de Cancienes», explicó el dirigente vecinal. Los usos de la Lechera descongestionarían el centro social que se podría destinar a otros fines, como salas de estudios o telecentro.

Fotos

Vídeos