Los vecinos urgen soluciones a los desprendimientos de la playa de Merón

El desprendimiento./Berto Ordieres
El desprendimiento. / Berto Ordieres

La policía tuvo que cortar hace unos días el acceso al arenal debido a un argayo

Alicia G. Ovies
ALICIA G. OVIES

Los vecinos de Argüero quieren volver a presumir de playa. Los últimos desprendimientos que han obligado a cerrar el acceso al arenal han puesto de relieve la necesidad de llevar a cabo una actuación profunda en la zona. Argayos, piedras en el aparcamiento o el desborde del río son algunos ejemplos del deterioro del entorno. «Llevábamos avisando desde hace tiempo que esto podía pasar», aseguran desde la Asociación de Vecinos San Mamés de Argüero.

La Policía Local se vio obligada a cortar la semana pasada el acceso al arenal debido a un desprendimiento que provocó el derrumbe de parte de la carretera. La vía, abierta de nuevo ayer al tráfico, es utilizada por decenas de usuarios, no solo en temporada estival. El arreglo de la misma, apuntan desde la asociación, «no va a ser sencillo. Requiere trámites y sobretodo presupuesto». Un proceso que esperan sea realizado antes de verano.

La entidad también ha trasladado al Ayuntamiento la necesidad de valorar otros tramos, «que en cualquier momento pueden hundirse», y la necesidad de acabar con el argayo ubicado junto al aparcamiento. «Sabemos que el tema no es fácil y rápido, pero de hacerlo que sea completo», concluyen.

Además, a principios del mes de diciembre, según relatan los propios vecinos el muro de contención de la finca que linda con la playa se vino «completamente abajo». «Esos restos llevan ahí desde entonces», critican además de subrayar el peligro que conlleva que la marea arrastre «pequeños pedazos que pueden tener varillas de hierro dentro y que pueden quedar enterradas y que alguien sin querer se las clave». Es por esto que urgen una solución para la retirada definitiva de todos los escombros.

Berto Ordieres

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos