Muere una gallega de 29 años en L'Angliru al fallarle los frenos de la bici y chocar con un muro

Foto de la zona del accidente, la Cueña les Cabres, tomada desde el helicóptero medicalizado del Servicio de Emergencias del Principado de Asturias que acudió a rescatar a la joven.
Foto de la zona del accidente, la Cueña les Cabres, tomada desde el helicóptero medicalizado del Servicio de Emergencias del Principado de Asturias que acudió a rescatar a la joven. / SEPA

María Ferreira García se accidentó antes de la etapa de la Vuelta en la curva de la Cueña les Cabres y fue evacuada al HUCA en estado crítico

L. MAYORDOMO / L. IS GIJÓN.

Una joven vecina de la localidad pontevedresa de Porriño, María Ferreira González, de 29 años, falleció ayer en el Hospital Universitario Central de Asturias (HUCA), a donde había sido trasladada después de sufrir una fatal caída en L'Angliru. La joven, triatleta y maestra de Infantil en el colegio Santo Tomás de su localidad, se había desplazado hasta Riosa para asistir al final de etapa de la Vuelta a España. La mala fortuna quiso que a la bicicleta con la que recorría en torno al mediodía la carretera por la que horas después se disputaría la prueba le fallaran los frenos. La joven perdió el control del vehículo, se golpeó contra un muro y cayó al suelo. El impacto fue tan brutal que le provocó un fuerte traumatismo cranoencefálico con una importante hemorragia y politraumatismos.

De inmediato, varias de las personas que se encontraban en la zona dieron aviso de lo sucedido. Unos llamando a la Guardia Civil y otros al 112. Finalmente, fue el Centro de Coordinación de Emergencias del Principado quien puso en marcha el operativo para socorrer a la chica.

El aviso llegó al Servicio de Atención Médica Urgente (SAMU) que, poco después, a las 12.17 horas, solicitaba la intervención del Grupo de Rescate a bordo del helicóptero medicalizado, que fue el encargado de trasladarla al Hospital Universitario Central de Asturias, donde falleció finalmente. Según informó el Servicio de Emergencias del Principado ayer a mediodía, en una primera valoración médica ya se advertía de que el pronóstico de la joven era grave.

El rescate de María Ferreira, según pudo saber este periódico, fue bastante complicado. La aeronave tuvo que dejar al médico-rescatador y a un bombero-rescatador a unos cien metros del punto en el que se encontraba la ciclista accidentada. Tras ser atendida, se ejecutó una operación de grúa, en la que se desplegaron 44 metros de cable, para izar al médico y a la herida, en camilla, a la aeronave.

Amante del deporte

María Ferreira, vecina de Porriño, una localidad muy próxima a Vigo, había estudiado Magisterio, en la especialidad de Infantil, y un máster de investigación en actividad física en la Universidad de Vigo. Era una gran aficionada al deporte y lo practicaba en varias modalidades, como el atletismo o la natación. De hecho, en 2016 fue la nadadora femenina mejor clasificada en la Travesía a nado Concello de Rianxo, prueba que disputó como integrante del club de natación Máster Mos. Una de las pruebas más recientes en las que tomó parte fue la XI Interrunning Concello de Porriño, en marzo de este mismo año.

Fotos

Vídeos