El Comercio

OroValle invertirá veinte millones en tres años para renovar su mina en Boinás

  • Prevé construir una nueva línea eléctrica, mejorar el plan de gestión de aguas y modernizar el parque de maquinaria pesada

OroValle, la filial española de Orvana Minerals, ha elaborado un Plan de Inversión de Infraestructuras, además de otro de contratación, por valor de veinte millones de euros para la mina de El Valle-Boinás, ubicada en el concejo de Belmonte de Miranda.

La empresa tiene la intención de habilitar una nueva línea eléctrica para solventar las actuales carencias energéticas de la mina de Belmonte además de poner en marcha un plan de gestión de aguas. El proyecto incluye, asimismo, la renovación del parque de maquinaria pesada y el desarrollo de infraestructuras de relleno de cámaras. El plan de inversión de estas infraestructuras se llevará a cabo en los próximos tres ejercicios.

Además, la filial minera está ejecutando ya el denominado Plan de Contratación en la mina de Belmonte, medida que se suma a las reciente reapertura de la mina de Carlés en el concejo de Salas.

Este nuevo proceso de contratación ha permitido incrementar la plantilla con sesenta nuevos trabajadores destinados a operadores de planta, de maquinaria y mina, además de mecánicos, ayudantes de mina y ayudantes de perforación. Con estas incorporaciones, la plantilla se incrementa en un 17%, según los datos de OroValle, incluyendo en estas cifras la reapertura de la mina de Carlés y las próximas iniciativas en El Valle-Boinás.

La minera genera más de mil puestos de trabajo en estas localidades asturianas en las que está presente, de los cuales algo más de la mitad son trabajadores directos y contratistas. Esta cifra «representa alrededor del 7% de la población activa de las comarcas en las que opera», según han dado a conocer la filial de Orvana Minerals, que incide en que esta inversión supone una clara apuesta por Asturias.

En ese sentido, recuerda que desde el año 2012 ha invertido en el Principado más de 51 millones de euros. Esta empresa extrae oro, plata y cobre en el conocido como 'cinturón de oro' del río Narcea, una zona de tradición aurífera que se remonta a la época del imperio romano.

La producción de la mina de El Valle-Boinás ascendió en 2015 a 53.957 onzas de oro, 6,1 millones de libras de cobre y 166.744 onzas de plata. Para este año, la estimación que realiza la compañía es que se alcancen entre 43.000 y 46.000 onzas de oro, de 4,5 a cinco millones de libras de cobre y entre 120.000 y 130.000 onzas de plata.

Política medioambiental

OroValle también defendió sus actuaciones en materia medioambiental y asegura que la actualización tecnológica en sus instalaciones es constante con el objetivo de desarrollar una minería sostenible.

Hasta la fecha, precisa la compañía, ha invertido más de dos millones de euros en actuaciones medioambientales en sus minas ubicadas en territorio asturiano.