El Comercio

El proyecto para dragar la ría de Navia supera el estudio de impacto ambiental

El proyecto de dragado en el canal de la ría de Navia, a desarrollar entre los años 2016 y 2020, ha sido considerado ambientalmente viable por la Consejería de Infraestructuras. Así se recoge en la declaración de impacto ambiental, publicada ayer en el Boletín Oficial del Principado. El proyecto busca lograr unos calados mínimos que permitan la entrada de embarcaciones por la bocana de la ría y la navegación en cualquier circunstancia. Y tiene en cuenta unos calados mínimos ante las necesidades del astillero de Armón, situado aguas a bajo de la dársena, lo que permitirá seguir botando barcos a esta empresa. Los calados en el canal y especialmente en la bocana de la ría limitan los movimientos de embarcaciones cuando el nivel del mar está bajo y en algunos casos incluso con niveles medios de mareas algo que, según explican, se debe con carácter general a los arrastres y aportaciones de arenas.

La Coordinadora Ecologista de Asturias, por su parte, que el Principado no haya tenido en cuenta sus alegaciones y cree que la actuación generará un peligro importante en cuanto a la toxicidad del agua ya que, sostiene, «los materiales a dragar son peligrosos debido a los numerosos vertidos que sufre este río».