El arreglo del tramo Samagán-Lagar, en Castropol, durará dos años y medio

El director general de Infraestructuras, José María Pertierra; el consejero del ramo, Fernando Lastra; el alcalde de Castropol, José Ángel Pérez, y el edil de Obras, Ramón González, en la reunión con los vecinos./
El director general de Infraestructuras, José María Pertierra; el consejero del ramo, Fernando Lastra; el alcalde de Castropol, José Ángel Pérez, y el edil de Obras, Ramón González, en la reunión con los vecinos.

La consejería invierte más de seis millones de euros en adecuar 11,5 kilómetros y consensúa con los vecinos desvíos alternativos

D. S. FUENTE PRESNO (CASTROPOL).

El consejero de Infraestructuras, Ordenación del Territorio y Medio Ambiente, Fernando Lastra, visitó ayer las obras de la carretera entre Samagán y Lagar, en el concejo de Castropol. Lo hizo acompañado del alcalde, José Ángel Pérez; del concejal de Obras, Ramón González, y el director general de Infraestructuras y Transportes, José María Pertierra, quien explicó, en un encuentro con vecinos de la localidad de Presno, cómo van a resolverse las incidencias de tráfico generadas por estos trabajos.

El objetivo de Infraestructuras es limitar al máximo los inconvenientes, dado que la ampliación de la calzada se realiza generalmente del lado del desmonte, de modo que prácticamente toda la carretera queda ocupada por la maquinaria y el tráfico de camiones, lo que dificulta la circulación en condiciones de seguridad.

Para ello y de acuerdo con los vecinos, el tráfico se interrumpirá en horario laboral, mientras que la calzada se despejará y se liberará de obstáculos al finalizar cada jornada, lo que permitirá restablecer la circulación después de las horas de trabajo y también los fines de semana.

Durante los periodos de corte, el Principado prevé desviar el tráfico por la carretera CP-4 desde Samagán (punto kilométrico 4 de la AS-22), hasta Penzol, Murias y Balmonte, donde se volverá a conectar con la AS-22, a la altura del kilómetro 12. También se plantea el desvío por la carretera del valle de Obanza, desde Balmonte hasta el kilómetro 19 de la AS-22. El primer tramo de esta ruta alternativa tiene una longitud de doce kilómetros y el segundo, de siete, y con ambos se consigue la circunvalar por completo el intervalo en obras.

Además, para favorecer el acceso a las poblaciones situadas en el entorno de la carretera, Infraestructuras sugiere otra serie de rutas alternativas en varios tramos de la carretera, a la altura del paso por Vega de los Molinos: desvío por Presno o por la vía de la margen derecha (desvíos 1, 2 y 3), entre Balmonte y Santa Colomba (desvío 6 por Vior) y entre Santa Colomba y Lagar (desvío 7 por Candaosa). Todos están señalizados.

La actuación tendrá un plazo de ejecución de dos años y medio (30 meses) y permitirá culminar el eje interior entre Vegadeo y Boal, tras la ejecución de los tramos de Vegadeo a Samagán y de Lagar a Boal. Los trabajos comenzaron el pasado día 7 y son muy esperados por los vecinos de la comarca debido al mal estado de la vía. Está previsto reponer el firme y ampliar el ancho de calzada hasta los siete metros.

De este modo, los residentes ven que el proyecto empieza a ser una realidad tras varias promesas incumplidas y dificultades en la expropiación de los terrenos y la adjudicación previa de las obras que resultaron fallidas y generaron retrasos de varios años. Esta circunstancia generó molestias entre los vecinos, quienes llegaron a iniciar una recogida de firmas.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos