Se aviva el fuego en la mina Carbonar y la empresa plantea un ERE abierto

Acceso a la mina de Vega de Rengos, sin actividad desde que se declaró el incendio. /  B. G. H.
Acceso a la mina de Vega de Rengos, sin actividad desde que se declaró el incendio. / B. G. H.

Los sindicatos estiman que afectará a 30 trabajadores. El incendio resurgió en la sexta planta, cuando achicaban el agua de la galería que fue inundada

BELÉN G. HIDALGO CANGAS DEL NARCEA.

Más de dos horas han permanecido reunidos los miembros del comité de empresa y los técnicos de la mina canguesa de Carbonar, situada en Vega de Rengos. El motivo de la reunión fue buscar una solución a la compleja situación que atraviesa la minera, tras el incendio declarado el pasado 23 de enero y que, hace apenas una semana, logró darse por extinguido. Sin embargo, el fuego se reavivó este miércoles, poniendo en jaque los trabajos encaminados a recuperar la actividad extractora en la compañía. «Se localizó un pequeño foco y el fuego se reactivó al comenzar el achique de agua y retomar la ventilación», aclaró el presidente del comité de empresa, José Manuel Linde, al término de la reunión.

Así las cosas, la empresa ha planteado un ERE abierto que afecta a una treintena de trabajadores. «Es una estimación, aún no nos han trasladado la cifra exacta. Una pequeña parte continuará en servicios mínimos. La intención es que la empresa vaya incorporando gente en cuanto se pueda», explicó Linde, quien reconoció que la situación en la que se encuentra la compañía minera «es compleja». Y es que, a principios de febrero, Carbonar ya prescindió del servicio de las tres empresas auxiliares en las que trabajaban 120 empleados, quedando en plantilla los cincuenta trabajadores de la minera. «Era algo que esperábamos todos. La situación es complicada», lamentó resignado el representante de los mineros de Carbonar.

23 de enero
Se localiza el fuego en la sexta planta de la mina canguesa. Un día más tarde, se suspende la extracción de carbón.
28 de febrero
Tras inyectar nitrógeno gaseoso, se da por extinguido el fuego y comienzan a achicar el agua.
07 de marzo
Al detener la ventilación para extraer el agua, vuelve a resurgir el foco por lo que es necesario retomar las inundaciones.

Inundar de nuevo

Desde que la semana pasada, fecha en la que se había dado por extinguido el fuego tras inyectar nitrógeno gaseoso, las labores en el interior de la mina se habían centrado en la extracción del agua introducida con el fin de contener la combustión. Ahora, según el representante de los trabajadores, se está procediendo de nuevo a la inundación de la zona afectada. «Se ha retomado el riego con agua en la sexta planta, bajo la supervisión de la Brigada de Salvamento Minero y de la empresa. Se llevarán a cabo las labores que ellos estimen oportunas», añadió Linde.

Otro tema que surgió en la reunión es que «todavía es temprano para determinar el alcance de los daños ocasionados por el incendio hasta el momento. Existe una valoración estimada, pero no hay nada concreto aún porque no se llegó a la zona en cuestión», argumentó Linde.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos