«Mi compromiso es volver a ser candidato a la alcaldía de Vegadeo»

El regidor, César Álvarez, en el despacho de Alcaldía. /  D. S. FUENTE
El regidor, César Álvarez, en el despacho de Alcaldía. / D. S. FUENTE

«No quise optar a la dirección del PSOE local porque soy partidario de separar el trabajo en el Ayuntamiento de la vida del partido»César Álvarez Alcalde de Vegadeo

DAVID SUÁREZ FUENTE VEGADEO.

Tres semanas después de que el PSOE veigueño eligiese a su nueva ejecutiva, el alcalde, el socialista César Álvarez (Vegadeo, 1975), asegura que será el candidato socialista para las próximas elecciones municipales.

-¿Cómo valora estos dos años y medio de su gobierno?

-Han sido intensos. Con la inexperiencia de alguien que nunca había participado en política, hemos logrado gestionar e ir modificando particularidades de funcionamiento, intentando mejorar los servicios al menor coste posible.

-¿Cómo ve la situación del PSOE de Vegadeo con la elección de Arantxa González como secretaria general?

-Tuvimos la suerte de que, finalmente, una persona diera el paso que corresponde. Tiene el perfil idóneo y necesario para las circunstancias de buscar un futuro para la agrupación.

-¿Por qué el alcalde no ha formado parte de ese equipo?

-Siempre fui partidario de separar el trabajo del Ayuntamiento de la vida de un partido. Esa independencia te permite ser criticado en tu función de alcalde desde la agrupación. Yo creo que es sano y positivo para construir una agrupación de futuro. La secretaría general es algo que lleva tiempo y si le dedicas el tiempo a un cargo, no se lo dedicas al otro.

-¿Va a ser César Álvarez el candidato a la Alcaldía en las elecciones de 2019?

-Después del resultado obtenido en las elecciones y la apuesta de los vecinos a la hora de elegirnos, mi compromiso es volver a presentarme como candidato a la Alcaldía. Hay que exponerse. Dos mandatos es lo mínimo que puede tener un alcalde para llevar a cabo su proyecto.

-¿Cómo valora la situación de su ejecutivo tras la marcha del concejal socialista Abel Pérez?

-La marcha de Abel fue un palo. No solo como concejal, sino como teniente de alcalde. Es una persona que estaba constantemente en el Ayuntamiento, independientemente que tenía un horario de media jornada. La dedicación era de veinticuatro horas. Eso fue un problema porque hubo que reconducir todas las particularidades que tiene la Corporación, porque cada uno tiene su disposición laboral, y el trabajo de Abel le permitía de disponer de la mañana. Era importante, porque el alcalde tiene que estar en Oviedo pidiendo y luchando proyectos, sacando adelante iniciativas y las necesidades del Ayuntamiento. Si estas en Oviedo, no estás aquí, y si estás aquí no estas en Oviedo.

-¿Cómo se organizan ahora?

-Tras la marcha de Abel, se reestructuró el equipo por la disponibilidad de los concejales. Tenemos de teniente de alcalde a Alba Álvarez, que pasó a ser la número dos. Con Arantxa González y Daniel Lasheras son los tres tenientes de alcaldes.

-¿Alguno de ellos está liberado?

-No, ninguno lo está.

400.000 euros en inversiones

-¿Cómo están a día de hoy los presupuestos para 2018?

-La verdad que mucho mejor que cuando empezamos, porque la inexperiencia nos llevaba a cometer fallos, fallos en cierta forma que fueron corrigiéndose, sobre todo lo que es el propio gasto anual de un Ayuntamiento.

-¿A cuanto ascienden?

-No los tenemos cerrados, pero si el pasado fueron 3,4 millones de euros, este año rondará los 3,5 millones.

-¿Qué inversiones hay previstas?

-En el presupuesto se recogen unos 400.000 euros de inversión. Tenemos la construcción de la senda al muelle, el proyecto de cambio de luminarias a led, el mantenimiento de caminos y la reparación de varios viales.

-¿Qué deuda tiene a día de hoy el Ayuntamiento?

-Este año destinamos 106.000 euros a amortizar deuda. Ahora estamos con un débito de 5.000 euros, algo muy asequible. Estamos saneado. Tenemos el crédito que se pidió para la construcción del albergue y del caleiro, que ronda 221.000 euros. A esa cantidad hay que restar las bajadas en la licitación, por lo que el crédito quedará en unos 125.000 euros.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos