El Comercio

«La imagen no es la más deseable»

Un día más los trabajadores del Parque tuvieron que detener a los vehículos en la zona de Les Veleres y darles paso según iban quedando libres las plazas de aparcamiento.
Un día más los trabajadores del Parque tuvieron que detener a los vehículos en la zona de Les Veleres y darles paso según iban quedando libres las plazas de aparcamiento. / FOTOS DE NEL ACEBAL
  • La carretera a los Lagos tuvo que ser cortada ayer de nuevo por la gran afluencia de vehículos aunque no se produjeron las notables retenciones de los días anteriores

  • Los empresarios de Covadonga reclaman que se alargue el Plan de Transporte para evitar los atascos

Los atascos que se han generado en el entorno de los Lagos de Covadonga desde el final de la pasada semana, especialmente el viernes y el sábado, han causado cierto malestar entre una parte de los hosteleros de este entorno y también en el seno de Incatur, la Asociación de Empresarios de la comarca de los Picos de Europa (Incatur). La imagen que se ha ofrecido no gusta en un concejo cuyo principal sector económico es el turismo y que tiene a Covadonga y a los Lagos como ldos de os principales atractivos del municipio.

De hecho ayer, en una jornada que se esperaba tranquila, se tuvo que volver a cortar el acceso a los Lagos por cuarta jornada consecutiva. Eso sí, las retenciones fueron menos relevantes que las de jornadas pasadas, pero sirve para evidenciar que sigue habiendo muchas personas de vacaciones a mediados de septiembre en esta zona de Asturias y que no quieren dejar pasar la oportunidad de acercarse a disfrutar de uno de los iconos turísticos de la región y el lugar más visitado de los Picos de Europa, al que el año pasado se acercaron 763.000 personas. Aún así desde mediodía y hasta las 14 horas la Guardia Civil y los trabajadores del Parque Nacional de los Picos de Europa tuvieron que regular el tráfico hasta que el número de vehículos que ocupaban los aparcamientos de los Lagos disminuyó y quedaron plazas libres para la llegada de nuevos coches.

A los emprendedores esta situación no les gusta nada. José Antonio Sánchez, presidente de Incatur se expresa con contundencia sobre los problemas de atascos que se han vivido durante las pasadas jornadas. «La imagen que se está dando no es la mejor, ni tampoco la más deseable», lamentaba ayer el presidente de los empresarios de los Picos de Europa. Sánchez propone soluciones a este problema que no es nuevo. «Ya nos pasó lo mismo en septiembre del verano pasado y durante este mes de julio hasta que entraron en funcionamiento los autobuses», recuerda. Entre las cuestiones que considera que pueden paliar el problema destaca, primer lugar, que se debe ampliar el periodo de ampliación del Plan de Transporte, tanto durante el mes de julio como en septiembre, especialmente si la climatología va a ser favorable como ha ocurrido este año.

«Vemos que en septiembre todavía hay mucha gente de vacaciones y de cara al año que viene vamos a pedir que se alargue el periodo de aplicación del Plan. Se ve que es un servicio necesario, porque sin él no podríamos meter a 100.000 personas en agosto en los Lagos», valora el presidente de Incatur, quien también añade que el servicio cuenta con cuestiones mejorables.

Otro de los aspectos que considera Sánchez que deben mejorarse es la regulación de la carretera a los Lagos cuando no está activo el Plan de Transporte. Se refiere a los cortes de la calzada. «No se debe esperar a que se llenen los aparcamientos de Buferrera y La Tiese para cortar abajo, porque luego tenemos imágenes como las de este fin de semana con cientos de coches atascados arriba. Tienen que mejorar la coordinación y cortar abajo la carretera cuando queden aún unas cincuenta plazas por ocupar para tratar de evitar que pase lo de estos días», manifiesta.

A lo que sí se opone el de Incatur es a la posibilidad de que se construyan nuevos aparcamientos en el entorno de los Lagos. «Hay gente que ya lo está pidiendo, pero también hay que recordar que estamos hablando de un parque nacional y que tiene una serie de limitaciones», señala.

«Se echa a la gente»

Los atascos que se han generado a partir del collado de Les Veleres, antes de llegar al Enol, no han gustado tampoco nada a los hosteleros del entorno de Covadonga. Julio González Alonso, del hotel y restaurante El Repelao, manifiesta que «la imagen no es nada buena». «Caravanas las hay en todos lados, no solo en los Lagos, también en Madrid, y muchas, pero sería mejor que cortasen directamente en la rotonda de Covadonga para evitar los atascos allí arriba y no dar esa imagen», considera.

Juan de la Fuente, de la sidrería Reconquista, es más contundente. «Al cortar la carretera lo que se consigue es echar a la gente y se da una imagen pésima. La afluencia de visitantes que hemos tenido es exagerada y toda esa gente se va si tiene la carretera cerrada. Todo el mundo quería subir y se formaron unos atascos tremendos. Hubo momentos en los que las colas llegaban hasta más abajo de El Repelao», recordaba ayer este hostelero.

De la Fuente lamenta que «llevamos años deseando que el verano se alargue, y ahora que lo ha hecho, quitan el Plan de Transporte en medio de un puente y antes del fin de semana. Deberían alargarlo más tiempo en septiembre y adelantarlo también en julio, porque ya tuvieron que cortar la carretera algunos fines de semana». «Aquí vivimos todos del turismo y si no lo cuidamos lo perderemos», advierte este hostelero.

Jorge Ania, del restaurante El Rincón de don Pelayo, apunta además que muchos de los visitantes que acceden al lugar no están acostumbrados a conducir por carreteras de alta montaña y «van con miedo». Este hostelero también tiene claro que «el Plan de Transporte debería prolongarlo en septiembre, aunque solo sea los fines de semana, que son los días que más gente sube».

Estos empresarios consideran que es muy posible que desde los alojamientos de la zona de Cangas se comunicase a sus clientes que a partir del viernes ya no había Plan de Transporte a los Lagos y, por tanto, podían acceder al lugar con sus coches particulares. No descartan que ello pueda haber ayudado aún más a generar la gran afluencia de vehículos que se ha registrado estos días. Por eso consideran que es necesario también mejorar al información que se ofrece a los visitantes en los propios alojamientos donde se hospedan.