El Comercio

Condenan a dos años sin pescar a un furtivo por capturar angula en Ribadesella

Un acusado de pescar de manera ilegal un total de cuatro kilos de angula en Ribadesella en febrero de este mismo año ha sido condenado con multa e inhabilitación especial para el derecho a pescar durante dos años. Se trata del fallo del Juzgado de Primera Instancia e Instrucción de Cangas de Onís que, tras la denuncia del Ministerio Fiscal y habiendo reconocido el acusado los hechos, considera al hombre culpable de un delito contra la fauna, previsto con una pena de ochenta días de multa, con una cuota diaria de seis euros (480 euros). Además contará con la responsabilidad personal subsidiaria de un día de privación de libertad por cada dos cuotas que deje impagadas y a ello se le suma la inhabilitación citada.

La sentencia, dictada en juicio rápido, subraya que las angulas se habían pescado en la ría riosellana por el sujeto, que carecía de licencia.