El Comercio

La cofradía Virgen de Guía propone adelantar la costera de la angula

La cofradía Virgen de Guía propone adelantar la costera de la angula
  • La idea es que se inicie 18 horas antes de lo previsto para aprovechar otra noche de oscurada, donde se dan las mejores condiciones para la afluencia del alevín

Las cofradías de pescadores de Ribadesella y San Juan de la Arena quieren que la temporada de angula 2016-2017 se adelante 18 horas. Es decir, que en lugar de iniciarse a las seis de la tarde del 1 de noviembre como estaba previsto en un principio, se levante la veda a medianoche. El motivo, aprovechar otra noche de oscurada, donde se dan las mejores condiciones para la afluencia del alevín, aunque también está sujero a otros factores para entrar de lleno en los cedazos de los pescadores. De este modo, los dos principales centros de venta y subasta de angula de Asturias se han puesto de acuerdo y juntos han lanzado su propuesta a la Dirección General de Pesca. Por el momento no hay respuesta oficial, pero se publicará en el Boletín Oficial del Principado a lo largo de los próximos días.

El departamento que dirige Alberto Vizcaíno aún no ha puesto ni fecha ni hora para el inicio de la costera de la angula porque antes quiere escuchar a las cofradías. Les pidió que marcasen los cinco días de veda y descanso establecidos para cada uno de los dos primeros meses de temporada: noviembre y diciembre. Lo que ocurra en enero y febrero se determinará más adelante, así como la posible ampliación a los primeros días del mes de marzo de 2017.

«Este año las oscuradas coinciden con el final y el inicio de cada mes, así que seguro que vamos a pedir algún día del mes de marzo tal y como hicimos el año pasado», aseguraba el secretario de la cofradía riosellana, José Manuel Gutiérrez.

Si la costera arranca la noche del 31 de octubre al 1 de noviembre, esa misma mañana se celebraría la primera subasta de la temporada, donde en la mayoría de las ocasiones los precios tocan las nubes. En la mente de todos los anguleros aún están los 6.230 euros abonados el año pasado por las primeras angulas del Sella. Un récord histórico establecido por la cadena de restaurantes El Campanu, regentados por José Manuel Mori Cuesta, Borja Martínez Díaz y Félix de la Fuente. «Yo no sé lo que va a ocurrir este año porque de momento no tuve ocasión de hablar con ninguno de los posibles compradores, pero la verdad es que lo ocurrido el año pasado estuvo muy bien», aseguró Gutiérrez. Ese día la cofradía recaudó más de 12.000 euros solo con la subasta de angula.

Bolsa de reservas

Gutiérrez espera que la nueva campaña sea igual o superior a la del año pasado en la que se pescaron 1.233 kilos, que permitieron facturar más de 494.000 euros. Para conseguirlo, la Cofradía Virgen de Guía de Ribadesella cuenta con un pequeño ejército de pescadores, algo más de medio centenar de anguleros, que estos días apuran para cumplimentar las solicitudes para obtener la licencia de pesca correspondiente.

Entre ellos se encuentran profesionales de la mar, pero también de otros sectores económicos que, por tradición, nunca han faltado a la costera de la angula. Esta situación ha dejado fuera de mercado a algunos pescadores de Ribadesella, que siguen reclamando su incorporación. De momento, forman parte de una bolsa de reserva que se utilizará en caso de necesidad. «Si se produce alguna baja en las licencias del año pasado, se correrá la lista. El primero que esté apuntado en ella conseguirá la licencia. Pero si no hay bajas, no habrá nuevas altas», sentenció el secretario de la cofradía riosellana.