El Comercio

Llanes remite a Madrid nueva documentación para certificar que San Antolín es del Estado

Llanes enviará al Estado un dossier con el que pretende que el Gobierno central reabra la investigación sobre el monasterio de San Antolín.
Llanes enviará al Estado un dossier con el que pretende que el Gobierno central reabra la investigación sobre el monasterio de San Antolín. / NEL ACEBAL
  • En el dossier, además de información histórica y unas escrituras de 1870, se incluirán testimonios de expertos y lugareños

  • LOS DATOS

  • El Ayuntamiento quiere reabrir el caso de la titularidad para que se afronte su reforma con urgencia

El Ayuntamiento de Llanes se va a dirigir al Gobierno de España para solicitar la reapertura de la investigación para determinar a quién corresponde la titularidad de este monasterio. Y lo va a hacer enviando un dossier con información relevante sobre esta cuestión entre la que se incluyen testimonios de personas relevantes que han estudiado la historia del templo, así como relatos de lugareños de este entorno. También se va a incluir documentación nueva que acredita que este monasterio benedictino románico del siglo XIII y declarado Monumento Nacional por el Estado y Bien de Interés Cultural por el Principado de Asturias es propiedad de la Administración central.

Entre esta nueva documentación que va a enviar el Ayuntamiento de Llanes a Madrid hay documentos relevantes que la edil de Cultura llanisca, Marisa Elviro, prefiere no dar a conocer por el momento hasta que hayan sido estudiados por el Estado. La concejal explica que para poder reabrir el expediente para determinar la titularidad de este bien es preciso que se aporte información nueva al respecto. Y es precisamente esta documentación que va a aportar el Consistorio la que estima la edil que va a poder abrir de nuevo esta puerta. Aún así Elviro no tiene ninguna duda de que el propietario del monasterio es el Gobierno central, pero confía en que con esta nueva investigación que quieren reabrir el Estado reconozca de una vez por todas que el monasterio es suyo, como acredita diferente documentación.

Entre ella se encuentra la primera escritura de la finca privada donde está emplazado este bien público. Data del 28 de febrero de 1870 a favor de José Pesquera García. En ella se indica que el terreno de San Antolín «forma un coto redondo, sin más propiedad ajena que corresponde al Estado, como exceptuada de la venta».

En los últimos tiempos el Estado ha reconocido al menos en dos ocasiones si titularidad sobre el monasterio, aunque después ha dado marcha atrás. La última ocasión fue en 2014, cuando el Ministerio de Hacienda comunicó al Principado que asumía la propiedad de este templo declarado Monumento Nacional en 1931, aunque después dejó sin efecto este anuncio y San Antolín volvió a quedar en un limbo. Antes, en 1999, el Ministerio de Cultura impulsó unas obras de restauración en el templo que generaron gran polémica entonces debido al estucado de la fachada, similar al que se realizó años después en la iglesia románica de Abamia, en el concejo de Cangas de Onís.

La titular de Cultura llanisca desearía que en esta iniciativa que está llevando a cabo el Ayuntamiento tuviese el apoyo del Principado. «Nos gustaría ir de la mano del Gobierno de Asturias, pero no parece que esté muy activo en esta cuestión», lamenta.

El Principado podría también, según la edil, solicitar por su parte la titularidad del monasterio de San Antolín, amparándose en la Ley de Transferencias del Estado, aunque Elviro añade que el Gobierno regional solo asumiría la cesión, siempre que desde Madrid se haya realizado con anterioridad una actuación para rehabilitar el templo.

En cuanto a lo que afecta a la servidumbre de paso para poder acceder a este monasterio enclavado en una finca de titularidad privada que actualmente se encuentra cerrada, Marisa Elviro explica que el Ayuntamiento no puede acudir a la vía jurídica para solicitar ese paso porque esta es una actuación que solo puede realizar la persona o administración que sea titular del bien, que en el caso de San Antolín está sin determinar de manera oficial, aunque para el equipo de gobierno llanisco no cabe duda de que es propiedad del Gobierno central.