El Comercio

El pleno aprueba la congelación de las tasas con el voto en contra del PSOE

La corporación municipal de Llanes en el momento de la votación del acta anterior con la que arrancó ayer la sesión plenaria.
La corporación municipal de Llanes en el momento de la votación del acta anterior con la que arrancó ayer la sesión plenaria. / NEL ACEBAL
  • Da el visto bueno, con el rechazo de PP y Foro, a la retirada de la placa del nombre de la calle Genaro Riestra, según la Memoria Histórica

La corporación municipal de Llanes aprobó ayer de manera provisional las ordenanzas locales con el voto en contra de los siete concejales del PSOE que rechazaron el proyecto tras aclarar que la situación del Ayuntamiento ahora es «no es mala» y que se tenía que haber rebajado la presión fiscal. Así lo manifestó el portavoz socialista, José Herrero, al indicar que «no nos satisface este proyecto porque creemos que se podría haber hecho un mayor esfuerzo y rebajar el IBI».

Herrero sugirió que «estamos sin Plan General, sin visos de que éste sea cercano y en un momento actual delicado para la construcción por lo que hubiera sido bueno crear una exención de la tasa de construcción para cualquier rehabilitación en cualquier núcleo del concejo». Asimismo argumentó que se podría haber estudiado alguna exención para «mayores que se hicieran cargo de sostener a sus familias o parados de larga duración» y advirtió de la necesidad de revisar la clasificación de las calles en el Impuesto de Actividades Económicas (IAE) «para poder diferenciar más categorías y que los negocios tengan menos presión fiscal».

La concejala de Foro, Marián García de la Llana, se defendió diciendo que «no hay una rebaja sustantiva en materia impositiva por la deuda pendiente de Kaype, que se hará efectiva ahora», algo que Herrero tildó de «disculpa». La concejala enumeró como principales novedades, la rebaja en licencia de apertura del 5,60 al 5,45% así como de un 25% en las Escuelas Deportivas Municipales cuando se domicilien los recibos o la licencia de apertura para los chiringuitos, algo «nuevo que creaba competencia desleal».

Marián García de la Llana se comprometió a que el próximo año «habrá modificaciones sustanciosas».

El portavoz de IU, Javier Ardines, que también dio su voto a favor de las ordenanzas, quiso dejar claro, no obstante, que «estas no son las ordenanzas que a IU le hubiera gustado aprobar y se mostró más cerca del PSOE al señalar que «dada la situación de muchas familias llaniscas sería necesario rebajar el IBI».

Por su parte, el portavoz popular, Juan Carlos Armas, aludió a la «excusa» del Kaype y comentó que «nadie habló de que la deuda pendiente del remanente de tesorería, 687.000 euros fuera para pagar una deuda» y se mostró también partidario de rebajar el IBI y mostró su deseo de que «pronto podamos dar inicio a la redacción del Plan General».

Otro de los asuntos que más tiempo ocupó, y que contó con el rechazo de PP y Foro, fue la discusión de la propuesta de IU de eliminar la placa del nombre de la calle Genaro Riestra en cumplimiento de la Ley de Memoria Histórica aunque el cambio de denominación por el del primer alcalde de la Democracia, José Enrique Rozas Guijarro, quedará pendiente para la próxima sesión. El pleno, en el que tomó posesión la concejala socialista, Patricia Gavito, aprobó por unanimidad el aparcamiento de autocaravanas que esperan pueda estar operativo en el puente de Diciembre.

Gestión de la basura

Otro de los temas en los que coincidió el cuatripartito fue la modificación de la gestión del servicio de recogida de residuos sólidos urbanos. Todos señalaron las múltiples quejas vecinales sobre este servicio y se mostraron «abiertos» a estudiar la externalización del servicio. El portavoz del PP propuso la creación de una comisión para realizar una memoria de la prestación que recibe Llanes y tomar una decisión en dos meses. «Los consorcios son para muchos los chiringuitos», indicó el alcalde. La titularidad del Monasterio de San Antolín de Bedón fue otro de los debates que acaparó el pleno.

Temas