El Comercio

Llanes busca modificar el servicio de basuras para dar respuesta a las quejas vecinales

Basuras depositadas en la villa de Llanes.
Basuras depositadas en la villa de Llanes. / JUAN LLACA
  • El ayuntamiento creará una comisión para analizar su funcionamiento y los 670.000 euros de coste que tiene al año

El Ayuntamiento de Llanes no está conforme con el servicio de recogida de basuras que se presta en el concejo. Y no lo está porque son frecuentes las quejas que le llegan al equipo de gobierno, en especial de vecinos de la zona rural. Reclamaciones por el mal estado y olor de algunos contenedores o por la no recogida de los residuos en algunas jornadas. A esto se añade que en el consistorio «no hay un contrato como tal en el que se indiquen los servicios que se tienen que prestar en Llanes y por lo qué se cobra», indica el concejal de Obras y Servicios llanisco, el popular Juan Carlos Armas.

Por estos motivos desde el equipo de gobierno quieren revisar este servicio, que tiene un coste anual de 670.000 euros para las arcas municipales, y dar respuesta a las quejas que les trasladan los vecinos.

Para ello se va a crear una comisión de trabajo en la que estén presentes todos los portavoces de los grupos políticos con representación municipal en el ayuntamiento, además de técnicos municipales. De esta comisión se quieren sacar una serie de memorias e informes que permitan determinar al gobierno local, con datos encima de la mesa, cuál es la mejor opción de futuro. «La recogida de basuras ahora tiene carencias y queremos dar un servicio mejor sin que nos cueste mucho más», explica Juan Carlos Armas. En la actualidad la gestión de la recogida de basuras recae en la empresa pública Cogersa. En la villa se utiliza el sistema del cubeo para que los vecinos depositen los resíduos, mientras que en los pueblos hay contenedores.

Precisamente es en estos núcleos donde el servicio funciona peor, según han trasladado los vecinos a los representantes municipales en diferentes concejos públicos. Allí la reposición de contenedores rotos no es todo lo ágil que sería deseable, tampoco se sustituyen con demasiada frecuencia aquellos depósitos que tienen ya un hedor insoportable, e incluso los lugareños aseguran que no siempre se respetan las jornadas de recogida, algo que niega la empresa.

De esta comisión Armas quiere que salga un documento con las obligaciones que tiene que cumplir la empresa que se encarga de la recogida de basuras, para que se pueda comprobar si las realizan o no. También se valorará, con datos sobre la mesa, si es preferible externalizar el servicio o mantenerlo en manos de Cogersa.

Desde el PSOE son conocedores de estas quejas vecinales, aunque añaden que durante la pasada legislatura «había coordinación entre la concejal responsable y Cogersa para reparar los contenedores rotos». El portavoz socialista, José Herrero, se muestra a favor de la creación de esta comisión, aunque ya avanza que desde el PSOE no son favorables de externalizar el servicio.

San Antolín de Bedón

Herrero también se refirió ayer al rechazo del equipo de gobierno a la moción presentada por el Partido Socialista respecto al monasterio de San Antolín. «Proponíamos un acuerdo político de todos los grupos del pleno para apoyar el trabajo que está haciendo la concejal de Cultura y el ayuntamiento para reabir el proceso para aclarar la titularidad del monasterio, viendo el momento actual del proceso», explicaba ayer el portavoz socialista, quien quiso dejar claro que con esta moción no se buscaba atacar al equipo de gobierno.

«Es la moción menos política que he defendido en años y es una cuestión en la que estamos todos los partidos políticos de acuerdo, pero como la presentamos los socialistas votaron en contra», lamentaba José Herrero. El del PSOE también recordó que este partido, con Trevín como delegado del Gobierno en Asturias, encargó un informe a la Abogacía del Estado «para aclarar la titularidad», pero el proceso no llegó a su fin.