El Comercio

Los daños ocasionados por el jabalí en Piloña ascienden ya a 54.000 euros

Imagen de la asamblea celebrada en Piloña.
Imagen de la asamblea celebrada en Piloña. / E. C.
  • Agricultores y ganaderos acudirán a los juzgados ante el incremento de los perjuicios tanto en los cultivos como en la cabaña ganadera

La Asociación de Agricultores y Ganaderos de Piloña, que celebró este fin de semana su asamblea, reconoció que este está siendo «un año muy complicado por los daños causados por la fauna salvaje y, especialmente, por los jabalíes», por lo que gran parte de la reunión mantenida giró en torno a este delicado asunto.

El presidente del colectivo, Luis Cueto, había advertido en días anteriores que 2016 contabilizaba ya una cifra de daños en el concejo, «muy importante», que asciende ya a cincuenta y cuatro mil euros.

Esa es la cifra que actualmente se exige a la asociación piloñesa de Cazadores 'Monte Cayón', Asdeca, contabilizando los destrozos de jabalíes y venados, especialmente. Y el tema puede acabar en los tribunales. Antes del comienzo de la asamblea, el propio Luis Cueto, explicaba a EL COMERCIO, este serio problema, recordando que en cuestión de días se ha programado un acto de conciliación, entre agricultores y cazadores.

La semana pasada, el colectivo presentó una petición en el Juzgado de la capital piloñesa, para dar inicio a este acto de conciliación, puesto que los contactos previos directos con los cazadores, «no dieron frutos». En esta solicitud de conciliación toman parte treinta y seis agricultores, que acudirán al juzgado previsiblemente a mediados de diciembre.

El colectivo de ganaderos y agricultores no está dudando en acudir al juzgado ante el incremento de daños tanto en los cultivos, como en la cabaña ganadera. Además, estos procesos judiciales les están siendo favorables en la mayoría de los casos, tanto contra los colectivos cinegéticos como contra la Administración.

Recientemente, Luis Cueto informaba de una sentencia por daños del lobo, que podría suponer un punto de inflexión. En ella se condenaba a la Consejería de Desarrollo Rural a indemnizar con 700 euros a un ganadero de Amieva, que había sufrido la pérdida de un novillo devorado por el lobo, pese a que solo quedaron los huesos del animal y era muy difícil determinar las causas de la muerte. La asociación Piloñesa asesoró al ganadero y le animó a presentar un contencioso-administrativo contra el Principado. Aunque no era posible determinar la causa de la muerte, el guarda de la consejería sí advertía de la presencia de lobos en esa zona. Cueto espera que la sentencia pueda constituir un precedente para este tipo de casos, puesto que en muchas ocasiones «es complicado localizar los restos de las reses atacadas o bien estas directamente desaparecen».

En la asamblea de este fin de semana, los asociados repasaron igualmente las actividades organizadas este año y se presentó el programa para los próximos meses. De momento, según señaló Cueto, no está previsto abordar el tema del relevo en la directiva y la organización de elecciones, «porque estamos en un momento complicado, con bastantes problemas para solventar por el tema de los daños, y tampoco vemos iniciativas para tomar ese relevo». El número de asociados también se ha incrementado en los últimos meses, estableciéndose en doscientos dos.