El Comercio

Comienzan las obras de renovación del pavimento del Cueto Bajo, en Llanes

Máquinas y operarios trabajando en la renovación del pavimento de la calle Cueto Bajo de Llanes.
Máquinas y operarios trabajando en la renovación del pavimento de la calle Cueto Bajo de Llanes. / FOTOS: NEL ACEBAL
  • Los trabajos, con un coste de 34.498 euros, se prolongarán durante cuatro semanas y han obligado a reordenar el tráfico en la zona

El maltrecho empedrado de la calle Cueto Bajo de la villa llanisca será por fin reparado, para alegría de los vecinos del barrio. El Ayuntamiento anunciaba ayer el inicio de las obras de renovación del pavimento de dicha vía, adjudicadas a la empresa Grupo Najarón S. L. y con un presupuesto total de 34.498,31 euros.

Los trabajos, que comenzaron el pasado lunes, se prolongarán durante cuatro semanas y han obligado a cortar al tráfico rodado la vía afectada, así como a eliminar temporalmente el aparcamiento en batería de la paralela calle Pidal y reordenar el sentido de la circulación en este vial.

El empedrado de la calle presentaba numerosos hundimientos en la zona destinada al tránsito de vehículos, lo que provocaba con frecuencia la rotura de las losas de piedra que lo componen. Unas losas que están siendo retiradas por los operarios con el mayor cuidado posible, de cara a conservarlas intactas para poder volver a colocarlas una vez finalizados los trabajos de saneamiento de la base.

Una vez retirado el empedrado, los trabajadores procederán a demoler la losa de hormigón existente bajo las mismas, tras lo cual comenzarán con el saneamiento de la base. Para esta fase de las obras deberán llevarse a cabo labores de excavación y retirada del material inadecuado de la explanada, así como de rellenado posterior con material de rechazo de cantera. Se estima que será necesario sanear una media de veinte centímetros de espesor para solucionar el problema de los hundimientos y dejar una superficie lisa.

A continuación los operarios procederán a colocar el nuevo pavimento, que constará de una losa de hormigón armado sobre la que se apoyarán las piedras de caliza gris abujardadas de seis centímetros de espesor, similares a las ya existentes. La losa de hormigón armado que hará las veces de base tendrá doce centímetros de espesor y el recubrimiento de la armadura será de tres centímetros.

Asimismo, según explican desde el Consistorio llaniso, será necesario volver a colocar nueve arquetas de saneamiento en los tramos en los que se va a renovar el pavimento.

Nuevas farolas en el parque

Asimismo, durante estos días se está procediendo a renovar la iluminación del parque de Posada Herrera. Las luminarias anteriores, imbuidas en el paseo presentaban un muy mal estado, con roturas frecuentes, por lo que el Ayuntamiento decidió sustituirlas por farolas elevadas de fundición, que se prevé durarán mucho más.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate