El Comercio

El nuevo plan urbanístico del concejo de Cabrales, un poco más cerca

Los ediles cabraliegos votan en el Pleno.
Los ediles cabraliegos votan en el Pleno. / NEL ACEBAL
  • «En los próximos meses presentaremos el documento de prioridades con las modificaciones sobre el anterior» señaló el alcalde tras el Pleno

El nuevo Plan de Urbanismo del concejo de Cabrales está cada vez más cerca. Así lo manifestó ayer el regidor cabraliego, Francisco González, quien indicó que «en los próximos meses» el equipo de gobierno presentará en el Pleno municipal el nuevo documento de prioridades que orientará al futuro plan. En el mismo se incluirán, agregó, las modificaciones pertinentes respecto al anterior documento de prioridades firmado «hace dos años». Se daría así el primer paso de cara a disponer de una nueva ordenación urbanística en el concejo, que en ahora se rige por un plan con más de una década.

Precisamente a la necesidad de redactar un nuevo documento de ordenación urbanística hizo referencia el portavoz municipal socialista, José Sánchez Díaz, durante el Pleno celebrado ayer en Carreña donde todos los grupos se mostraron favorables a aprobar la modificación puntual de las normas subsidiarias del concejo con el objetivo de favorecer la instalación de nuevas queserías en el municipio. «Votamos a favor, pero consideramos que lo que se debería hacer es trabajar para que Cabrales disponga de un Plan de Urbanismo en condiciones, actualizado, y que evite que estemos cada poco teniendo que hacer modificaciones puntuales como ésta», manifestó Sánchez Díaz.

Pese a la respuesta del regidor, quien aseguró que desde el equipo de gobierno se está trabajando en este sentido, el edil socialista no se dio por satisfecho. «Llevan desde 2008 diciendo que están trabajando para sacar adelante el nuevo plan, pero la realidad es que no vemos avances, solo promesas, y seguimos haciendo modificaciones puntuales. Esto no tiene sentido», manifestó.

1 y 16 de agosto, fiesta

Otro de los temas que se trataron durante el Pleno fue el de establecer los días 1 y 16 de agosto de 2018 como festivos locales. «A diferencia de otras fiestas tradicionales del concejo, éstas caen entre semana y debemos garantizar que se mantiene esa parte familiar de reunirse todos en casa. Son muchas las personas que trabajan fuera y piden desde principios de año esos días para poder venir al pueblo», señaló González. Sánchez Díaz, sin embargo, no se mostró de acuerdo con que «todos los festivos sean en agosto, pues los bancos y centros de salud cierran y eso puede perjudicar a vecinos y empresarios». Así, propuso elegir otras fechas, como el 6 de septiembre, fecha en que se constituyó el Ateneo Cabraliego, o 12 de septiembre, cuando se creó la senda del Cares, ideas que serán valoradas.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate