El Comercio

La venta de viviendas en el Oriente se incrementó un 22% en el último año

Un hombre observa los anuncios de viviendas en una inmobiliaria situada en Llanes.
Un hombre observa los anuncios de viviendas en una inmobiliaria situada en Llanes. / NEL ACEBAL
  • Durante el 2016 cambiaron de manos 610 viviendas en la comarca, la mayor parte de ellas, 229, en el concejo de Llanes

Aunque el sector de la construcción presenta una mínima actividad en lo que a construcción de nuevas viviendas se refiere, el de la venta de domicilios ha experimentado un repunte durante el pasado año. En total cambiaron de manos un total de 610 casas en los catorce concejos del Oriente de Asturias durante el 2016. La cifra es un 22% mayor a las 497 que se vendieron en 2015, según los datos oficiales publicados por el Ministerio de Fomento. Unos datos que reflejan otro aspecto interesante, como es el hecho de que tan solo 24 de las 610 viviendas que fueron vendidas el pasado año en el Oriente de Asturias, un 3,9% del total, eran de nueva construcción. El resto, el 96,1%, eran de segunda mano. Algo que refleja el difícil momento por el que atraviesa el sector de la construcción en la comarca, en lo que a la edificación de nuevas casas se refiere.

Por concejos Llanes sigue siendo con diferencia el territorio donde más transacciones de viviendas se registraron el pasado año. La cifra ascendió hasta las 229, un 10% más que en el ejercicio anterior. Eso sí, de todas ellas tan solo cuatro figuran en la categoría de nueva vivienda en los datos publicados por el Ministerio de Fomento.

El siguiente concejo con mayor actividad inmobiliaria fue el de Ribadesella, aunque muy lejos de su municipio vecino. En este territorio se vendieron 76 domicilios, un 31% más que en los doce meses del periodo anterior. Aquí, al igual que en Llanes, las viviendas de nueva construcción que han sido vendidas han sido algo puntual. De hecho tan solo un inmueble tiene esta calificación en los datos oficiales.

Tres concejos que destacan por el alto volumen de transacciones de viviendas que han registrado en 2016, con respecto al ejercicio anterior, son los de Cabrales, Caravia y Ribadedeva. En el primero las ventas se han incrementado en un 125%, pasando de las 12 del 2015 a las 27 con las que cerró el último año. Además el concejo cabraliego es el que suma una mayor venta de vivienda nueva de toda la comarca, con diez unidades, un 37% de todas las que cambiaron de manos en este concejo durante el 2016.

En el caso de Ribadedeva allí se ha pasado de vender 26 casas en 2015 a las 51 con las que se cerró el pasado año, prácticamente el doble. En Caravia, por su parte, cambiaron de manos 11 domicilios frente a los 2 del año precedente.

Los datos oficiales del Ministerio de Fomento también desprenden otro aspecto destacado. En 2016 los concejos costeros fueron los que más actividad inmobiliaria registraron, sumando 411 de las 610 transacciones que tuvieron lugar en el Oriente, lo que equivale a un 67% del total.

Esta tendencia es algo que ya ocurría en los años de bonanza económica cuando se registraron los mayores datos de venta de inmuebles en el Oriente, como es el caso de 2007, cuando 1.764 casas cambiaron de dueño en los catorce concejos de la comarca. En aquel año solo en Llanes se vendieron 794 casas, una cifra notablemente mayor a las 610 con las que cerró el conjunto de la comarca el pasado año.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate