«La batalla en San Antolín de Bedón tiene que ser por la titularidad»

Iglesia de San Antolín de Bedón, de estilo románico benedictino y edificada en el siglo XIII. /  NEL ACEBAL
Iglesia de San Antolín de Bedón, de estilo románico benedictino y edificada en el siglo XIII. / NEL ACEBAL

La edil de Cultura llanisca insiste en la necesidad de probar que el templo es un bien público para poder reclamar después un acceso al mismo

TERRY BASTERRA LLANES.

El Ayuntamiento de Llanes tienen una perspectiva distinta a la del Principado de Asturias respecto a San Antolín de Bedón. Aunque ambas administraciones comparten muchos aspectos sobre la importancia de este Bien de Interés Cultural y la necesidad de protegerlo y abrir un paso al mismo para que pueda ser visitado, las vías para lograrlo son distintas.

Si el consejero de Cultura, Genaro Alonso, manifestaba el martes que uno de los objetivos del Principado es «proteger adecuadamente la iglesia de San Antolín y su entorno y posibilitar que sean visitados por el público», insistiendo en que ambos aspectos son «lo más relevante ahora» al no ser «competente el Principado para resolver la cuestión de la titularidad de la iglesia», el Ayuntamiento de Llanes opina de manera distinta. Para la concejal de Cultura llanisca, Marisa Elviro, «la batalla en San Antolín de Bedón tiene que ser por la titularidad».

Para la dirigente llanisca el templo es un monumento público y ahora toca poder demostrarlo ante el Estado. «Al ser un bien público -indica la edil- se podría reclamar el derecho de paso por parte de su titular», algo que ahora no es posible.

El Ayuntamiento prevé contratar en breve varios trabajos sobre el templo que presentará al Estado

Elviro entiende que la postura del Principado de proteger la iglesia y su entorno se queda a medio camino, ya que según apunta, «la Administración sí puede custodiar un Bien de Interés Cultural, pero no reclamar la servidumbre de paso al mismo si no es su titular».

Y precisamente para tratar de demostrar que San Antolín es público el Ayuntamiento de Llanes tiene previsto contratar a corto plazo una serie de trabajos. Actualmente existen discrepancias sobre quién es su propietario. Patrimonio del Estado emitió hace unos meses un informe en el que sostenía que el templo no es un bien público, ni tampoco vacante, sino que atribuía su propiedad a los titulares de la finca en la que se encuentra asentado. Desde la Administración local rechazan este análisis que hace este departamento del Ministerio de Hacienda y por esto trabajan en la elaboración de un exhaustivo informe que demuestre a nivel jurídico, arqueológico y patrimonial que la iglesia es pública y que entregarán al Estado cuando esté listo. La idea es adjudicar estos trabajos en cuanto se resuelva el problema de la aprobación de los presupuestos.

Registro de la Propiedad

En esta documentación presumiblemente se incluirá una escritura de 1870 en la que se indica que la finca era propiedad de José Pesquera García, pero la iglesia pertenecía al Gobierno central.

Desde Podemos han remitido al Ejecutivo estatal dos documentos en los que el Registro de la Propiedad de Llanes rechaza «de forma reiterada y clara» inscribir la iglesia de San Antolín de Bedón a nombre de la propiedad de la finca, indicando que el templo «corresponde al Estado». Para la formación morada llama la atención que quien se pronuncia así «es un órgano dependiente del Ministerio de Justicia, por lo que Hacienda debería tenerlo en cuenta».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos