Cangas renuncia al arreglo del puente de Villa, pero reasfaltará el otro acceso

El puente de Villa, en el concejo de Cangas de Onís, se hundió tras las últimas riadas de mediados de enero. / LLACA
El puente de Villa, en el concejo de Cangas de Onís, se hundió tras las últimas riadas de mediados de enero. / LLACA

Las exigencias de Confederación, entre ellas la expropiación de terrenos, disuaden al Ayuntamiento por ser una labor «faraónica»

G. POMARADA CANGAS DE ONÍS.

El pueblo cangués de Villa no verá de nuevo en pie su puente, pero, a cambio, el Ayuntamiento acometerá obras de mejora en otro de los accesos alternativos al pueblo. Ésta fue la solución planteada por el equipo de gobierno de Cangas de Onís en el último Pleno, celebrado el pasado miércoles, tras ser interpelados por el grupo municipal socialista, que se interesó por la situación de esta infraestructura. Los problemas del puente se remontan a las riadas del pasado enero, cuando los cimientos de la instalación resultaron dañados a causa de la crecida del caudal. «Está en el agua», expresaron desde el equipo de gobierno sobre la situación actual del puente. Y su arreglo, añadieron, excede la capacidad del Ayuntamiento por «los requisitos que piden en Confederación Hidrográfica del Cantábrico (CHC)».

«Habría que expropiar fincas y elevar el tablero un metro», detalló el concejal de Obras, Herminio Antuña, quien tildó la labor de «faraónica». Lo que sí pedirán a CHC es la retirada de una losa situada actualmente en el enclave del puente y que «puede taponar» el cauce del río.

La solución planteada desde el Ejecutivo local pasa por intervenir en otra de las entradas al núcleo de Villa. La intención del Ayuntamiento es la de hormigonar «antes del verano el otro acceso» como vía alternativa al puente. Actualmente, la infraestructura permanece cerrada a la circulación mediante un cordón de seguridad dado el riesgo de derrumbe.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos