«Caos circulatorio» en Sotres debido a la acumulación de nieve en sus calles

Dos de los coches que ayer se encontraron frente a frente en la vía que da acceso a Sotres.
Dos de los coches que ayer se encontraron frente a frente en la vía que da acceso a Sotres. / KAELIA COTERA

Los vecinos claman contra la falta de limpieza en los aparcamientos y la carretera, con un ancho que permite el paso de un único coche

GLORIA POMARADA ARENAS.

La combinación de nieve acumulada en los arcenes y la afluencia masiva de turistas provocó ayer en el pueblo cabraliego de Sotres un «caos circulatorio», tanto en las calles de la propia localidad como en el acceso a través de la carretera AS-264. «Se cruzan los coches que suben y los que bajan y se produce el embotellamiento porque las calles se abren mal», señalaba Raquel López, quien regenta en el pueblo La Tiendina de Raquel. Ella misma, contó, tuvo que regular el tráfico y los vecinos se vieron en la necesidad de «coger la pala para abrir a mano los aparcamientos».

Turistas atrapados en una hilera de vehículos -algunos de ellos llegaron a encontrase frente a frente- fue ayer la estampa más repetida, una situación que los vecinos achacan a la «mala planificación» de cara a este puente. «La carretera no está bien, en la calle principal apenas abrieron», señaló Jessica López, de la quesería Maín. «Aunque anteayer -por el martes- abrió la quitanieves, las orillas están ocupadas y la entrada muy apretada», explicó Ana Moradiellos, del restaurante La Gallega. Con 60 centímetros de nieve acumulada, «llega un momento en el que ya no hay donde echarla, a no ser que se cargue en un camión y se eche al río», indicó.

Los atascos en una vía que en el estado actual presenta ancho suficiente para un único vehículo y por la que en Sotres se ven obligados a circular en doble dirección se complica en las horas punta de este puente. Desde las once de la mañana, el pueblo es un hervidero de coches en busca de plaza de aparcamiento, un bien escaso en la localidad cabraliega. «Entre las cinco y las seis de la tarde hubo muchas dificultades», relató Moradiellos. En su establecimiento, algunos de los visitantes con reserva se retrasaron hasta una hora. En la plaza del pueblo, explicó, existe un espacio con capacidad para una veintena de vehículos, pero ayer solo dos pudieron estacionar en la reducida zona despejada de nieve. «No había donde aparcar y vivimos del turismo, es una pena que tenga que marchar la gente por falta de espacio», lamentó Raquel López. «Es un puente en el que hace buen tiempo y si no explotamos ahora el turismo ¿cuándo lo vamos a hacer?», clamaba Jessica López. En la explanada destinada al estacionamiento, en la parte superior del pueblo, el problema de acumulación de nieve se repetía. La solución por la que optaron los visitantes, lamentaban en el pueblo, era la de estacionar los coches en arcenes. En el acceso al Jitu Escarandi -cuyo aparcamiento, dependiente del Gobierno cántabro, permanece sin habilitar- el miércoles un vecino de Sotres llegó a contabilizar 62 coches aparcados. Kaelia Cotera, de la ganadería Cambureru, tuvo que prestar ayuda a un conductor que trató de dejar su vehículo en «la pista que va al Urriellu y no podía salir».

Viseras «muy necesarias»

A pesar de que la incidencia del problema se magnifica en estos días festivos, la insuficiente limpieza de los viales es «habitual a lo largo del invierno», lamentan los vecinos. A ello se suma el peligro de desprendimientos en la carretera que conecta Sotres con Arenas de Cabrales, las AS- 264. Este lunes, la vía registraba tres aludes en apenas cuatro horas. «Las viseras son muy necesarias, cuando vuelva a nevar otra vez, volverá a pasar», apuntó Cotera.

La instalación de viseras antialudes es una reclamación vecinal que se repite sin resultados desde hace más de veinticinco años. El estudio de impacto ambiental de estos mecanismos de seguridad salió a información pública en junio de 2016, sin que desde entonces se hayan producido nuevos avances. El proyecto de Infraestructuras contemplaba una inversión de 2 millones de euros destinados a habilitar cuatro contenciones en los puntos kilométricos 13,8, 14,2, 14,62 y 15,2 .

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos