El 'chorrón' de Covadonga crece con las últimas lluvias

En los últimos meses, marcados por una fuerte sequía, se ha visto de forma testimonial

EL COMERCIO
EL COMERCIOGijón

Las lluvias de los últimos días han hecho que el Oriente de Asturias recupere uno de sus atractivos naturales: el 'chorrón' de la cueva de Covadonga. Solo aparece cuando llueve con fuerza, por lo que en los últimos meses, marcados por una fuerte sequía, su presencia ha sido casi anecdótica.

El 'chorrón' es una cascada del río Mestas procedente de la vega de Orandi, cuyo cauce resurge bajo los pies de la Cueva de Covadonga. Es frecuente que surja en invierno y los meses de primavera, cuando a las frecuentes lluvias se suma el deshielo. Este espectáculo natural desemboca en el pozón de Covadonga, lugar en el que los numerosos peregrinos que acuden al Santuario realizan una ofrenda en forma de monedas a la Santina.

Fotos

Vídeos