Ciudadanos reclama un cambio de ubicación para el Fartukarte de Ribadesella

La pasada edición de Fartukarte reunió a numerosas personas.
La pasada edición de Fartukarte reunió a numerosas personas. / E. C.

Consideran que el emplazamiento actual en el Paseo de la Grúa carece de las medidas de seguridad necesarias para la cita gastronómica

JUAN GARCÍA RIBADESELLA.

El creciente éxito de Fartukarte, el festival gastronómico de comida callejera pionero en Asturias que, cada mes de agosto desde el año 2015, se celebra en el Paseo de La Grúa de Ribadesella, sigue dando que hablar. Después de tres ediciones multitudinarias, con numeroso público desahogando sus inquietudes culinarias en tan reducido espacio, Ciudadanos Ribadesella, pide un cambio de ubicación por motivos de seguridad.

El coordinador de la formación naranja, Luis Fuentes, cree que la última edición ha superado todas las previsiones y con ello el aforo adecuado para el recinto ferial. «Creemos que ya es demasiado para un lugar que tampoco cumple con unas mínimas medidas de seguridad para tanta gente, ya que carece de una vía de escape, de una salida de emergencia. Todos debemos hacerlo por el mismo sitio», explicó este bombero de profesión. Partiendo de esta premisa, Fuentes cree que el Ayuntamiento de Ribadesella debería estudiar un cambio de ubicación de cara al próximo año.

En Ribadesella son muchos los que creen que buena parte del éxito de Fartukarte radica en su ubicación, un lugar con enorme atractivo paisajístico que se ha convertido en foco de atracción turística para el evento. «Es cierto que el sitio es perfecto y precioso, pero no es el adecuado ante la aglomeración de tanto público, porque si un día se incendia la freidora de un food truck tenemos un problema», añadió. Por ese motivo, instó a la organización y al Ayuntamiento de Ribadesella a que confirmen si el festival cuenta o no con un plan de emergencia y evacuación. También propuso limitar el acceso en función del público asistente en cada momento.

Piraguas

A su vez, en relación a la Fiesta de las Piraguas, Luis Fuentes reclamó una mínima pero importante mejora de cara a la próxima edición. Propuso habilitar una serie de arquetas especiales en la red de saneamiento para conectar en ellas las cabinas portátiles que se alquilan como sanitarios públicos de refuerzo. «De esta forma será más fácil mantenerlos limpios, porque en la actualidad enseguida se llenan. Después de tantos años creo que hay que mejorar estos pequeños detalles para que los sobrantes no lleguen a las calles y plazas de la villa», añadió el representante de Ciudadanos Ribadesella.

Fotos

Vídeos