La comarca juega 442.655 décimos en el sorteo extraordinario de Navidad

Colas para adquirir boletos en la administración número 2 de Llanes. / JUAN LLACA
Colas para adquirir boletos en la administración número 2 de Llanes. / JUAN LLACA

Cada habitante de la zona oriental ha gastado una media de 180 euros en 8,8 décimos, cuyo importe total asciende a los 8,85 millones

GLORIA POMARADA LLANES.

A la vista de las cifras que maneja la Sociedad Estatal de Loterías y Apuestas del Estado (Selae), los habitantes del Oriente asturiano encaran el sorteo extraordinario de hoy con los bolsillos cargados de suerte. En concreto con 8,8 décimos por cada uno de los 49.828 habitantes de la comarca. Hasta un total de 442.655 décimos ha consignado Loterías a las seis administraciones de la zona, las ubicadas en Llanes, Ribadesella, Colunga, Cangas de Onís, Arriondas e Infiesto. El valor monetario de boletos para el sorteo de este 22 de diciembre alcanza así en el Oriente los 8.853.100 euros. Por su parte, en el conjunto de la región son 97,8 los millones de euros consignados, con un total de 4.888.106 de boletos. El conjunto de los asturianos 'tocan' a 4,7 décimos por persona.

Los datos globales dejan cifras 'gordas' a la altura del sorteo más importante del año, que repartirá 2.380 millones de euros en premios. El botín aumenta este año en 70 millones respecto a 2016, una circunstancia que no han pasado por alto ni compradores ni loteros. En esta edición, los décimos enviados por Loterías del Estado a las administraciones locales aumentan en 19.204 respecto al pasado ejercicio. En lo que a consignación económica se refiere, el incremento alcanza los 384.080 euros. Casi la misma cantidad con la que mañana resultarán agraciados los ganadores del Gordo, dotado con 400.000 euros al décimo.

Si la suerte es una cuestión de probabilidades, las de la comarca dejan cifras nada desdeñables: han gastado una media de 180 euros en el sorteo extraordinario de Navidad, una cantidad muy superior a la media de 66,16 euros por habitante en el conjunto de España y los 93,79 de toda Asturias. No obstante, el gasto promedio de la comarca dista aún de los 235,74 euros de Soria, la provincia española que más ha invertido en el sorteo del Gordo.

Una década del Gordo

Cuando esta mañana los niños de San Ildefonso salgan al escenario del Teatro Real de Madrid, se cumplirán justo diez años de aquel 22 de diciembre de 2007 en el que cayó el primer y único Gordo del Oriente. Fue en la administración de la calle Marqués de Canillejas, en Llanes, que repartió 45 millones de euros. Los artífices de la lluvia de dinero fueron los loteros Dulce Montes y Tomás González, quienes dieron salida a quince series, todas por ventanilla, de «un número feo», el 06381. La mayoría de los boletos se despacharon en temporada alta de turistas, por lo que muchos de los agraciados resultaron ser ajenos a la comarca. De aquella fortuna aún colean ventas en la administración. «Está siendo sorprendente, tuvimos que pedir más décimos a Loterías», cuentan los administradores. Los picos de venta se produjeron en verano, «por el aluvión de turistas», pero el mayor volumen de compradores corresponde a la clientela local. «Están convencidos de que este año va a caer en Llanes, ya toca», cuentan.

Si la suerte es caprichosa, más aún lo son las peticiones de los compradores. El siete y el trece repiten un año más como las terminaciones más demandadas, pero los loteros han percibido la aparición de demandas de lo más curiosas. «Nos llamó la atención que la gente venía y sumaba los dígitos para que diesen un número, también gente mayor que quería la fecha de su boda». En las peñas, añaden, lo que se lleva es pedir la terminación que coincide con su patrón. Incluso el furor por el 155 ha llegado a la administración llanisca. «Lo tuvimos en verano, justo antes del 'boom'», bromean.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos