«Se van a desbloquear ya 15 chalets», aplauden los constructores llaniscos

El entorno de La Huertona es uno de los afectados por el nuevo cambio. /  JUAN LLACA
El entorno de La Huertona es uno de los afectados por el nuevo cambio. / JUAN LLACA

Los profesionales del sector señalan que el informe de la CUOTA da «una base jurídica» para retomar la inversión del sector en el concejo

G. POMARADA LLANES.

El informe emitido por la Comisión de Urbanismo y Ordenación del Territorio del Principado de Asturias (CUOTA) en el que se avala la capacidad del Ayuntamiento de Llanes para conceder licencias de construcción en distintos terrenos de Llanes, adelantado ayer por EL COMERCIO, supone un «desahogo» para el sector. Con ese término definía ayer el presidente de la Asociación de Empresarios de la Construcción del Oriente de Asturias (Asecoa), Fernando García Vallado, la sensación que impera entre los asociados tras años de proyectos paralizados a causa de la anulación judicial en 2010, y ratificada en 2013, de los planes parciales amparados por el plan general de ordenación (PGO) de Llanes, también tumbado en los tribunales.

De forma inmediata, señalaban desde Asecoa, «pueden desbloquearse quince chalets» en zonas como las 6,5 hectáreas de La Raizona o La Huertona. «Es algo muy importante, con este informe de la CUOTA se da una seguridad jurídica a la hora de construir», explicó García Vallado, y recordó que fue la propia asociación de constructores quien instó al Ayuntamiento a que solicitase una aclaración ante el órgano urbanístico del Principado de las resoluciones previas, «contradictorias» a ojos de la Concejalía de Urbanismo.

Con su última aclaración, recibida por el Consistorio en enero, la CUOTA establece que si el suelo en cuestión «se transformó en suelo urbanizado, reuniendo todas las características y condiciones del suelo consolidado, el Ayuntamiento podrá otorgar licencias aplicando directamente las condiciones del TROTU». «Hablamos de suelo urbano, no urbanizable. Donde haya una urbanización realizada se puede construir», explicó el vicepresidente de Asecoa, Alfonso Toribio. «La Talá tiene la misma peculiaridad, es suelo urbano y tiene edificabilidad», añadió García Vallado, quien dijo no entender «por qué no se podía construir en esos suelos desarrollados, donde incluso ya se ha edificado».

Para Toribio, antiguo decano del Colegio de Arquitectos de Asturias, el informe «es un alivio que llega muy tarde». Recordó, además, que a la par que el proceso de consulta abierto en la CUOTA, la asociación solicitó a la Consejería de Ordenación del Territorio, liderada por Fernando Lastra, unas «normas provisionales» que permitan regular la situación del concejo, que carece de Plan General de Ordenación (PGO). El último escrito ante la consejería, señaló, fue presentado a finales del pasado mes de junio y desde entonces «seguimos sin respuesta». Desde Asecoa defienden que la normativa provisional permitiría «delimitar qué se puede hacer y qué no» y evitaría «tener que estar consultando continuamente a la CUOTA».

No obstante, la asociación de constructores del Oriente urge la redacción de un PGO sin el que, dicen, «no podemos seguir más tiempo».

El presidente se remitió a la colaboración alcanzada en este proceso de desbloqueo con el Ayuntamiento y destacó los resultados positivos que se pueden lograr«cuando remamos todos en la misma dirección». Un trabajo conjunto que, invitó, «esperemos que siga funcionando».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos