Condenada a 18 meses de prisión la técnico del hospital de Arriondas tras reconocer que trató de envenenar a sus compañeros

C. N. C durante la vista./ Piña
C. N. C durante la vista. / Piña

C.N deberá pagar 12.000 euros de multa y 9 meses de prohibición de acercarse a las víctimas a menos de 150 metros

GLORIA POMARADA ARRIONDAS.

La acusada del envenenamiento a dos compañeros en el hospital de Arriondas ha reconocido los hechos ante la jueza tras llegar las partes a una conformidad en el receso de la vista oral celebrada en Oviedo esta mañana. La conformidad se produjo tras más de tres horas de juicio y la declaración de nueve testigos, un "hecho poco habitual" según fuentes del caso.

C.N acepta así 18 meses de prisión, 12.000 euros de multa y 9 meses de prohibición de acercarse a las víctimas a menos de 150 metros, así como de comunicarse por cualquier medio con ellos.

La defensa de la supuesta envenenadora de Arriondas alega un trastorno mental

C.N se ha acogido a su derecho a no declarar en una vista oral en la que se ha mostrado visiblemente afectada. Su defensa ha presentado durante la vista documentación médica sobre un trastorno mental que se mantendría hasta la actualidad y por el que esta siendo tratada por el área de psiquiatría.

Por su parte, los presuntos afectados han relatado ante la jueza cómo entre marzo y septiembre de 2015 detectaron hasta doce botellas supuestamente envenenadas por la acusada, que ha asistido a la comparecencia visiblemente afectada.

Los dos técnicos de laboratorio han sostenido que la relación con C. N era cordial, si bien el profesional afectado ha apuntado a la existencia de un "rifirrafe" por motivos laborales días antes de que apareciese su primera botella manipulada.

La mujer habría inyectado salfumán, vinagre y sangre en las bebidas de dos técnicos

La acusada habría inyectado en las botellas de agua en las dos ocasiones, sostiene la fiscalía, «un líquido compatible con ácido clorhídrico (salfumán), provocando que su contenido presentase un pH ácido de 1,85 y 2,04 respectivamente, nocivo para la salud humana, así como de altas concentraciones de cloruros». Otras dos veces « inyectó vinagre» y una más «sangre, bien humana o de algún animal».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos