Gastronomía y tradición bajo el sol

Las mozas ensayan para el festival folclórico del miércoles ante la atenta mirada de cientos de fieles de San Roque, en Pancar.
Las mozas ensayan para el festival folclórico del miércoles ante la atenta mirada de cientos de fieles de San Roque, en Pancar. / JUAN LLACA

En Pancar, más de 400 devotos del santo de Montpellier disfrutaron de su tradicional gira mientras en Villahormes se plantaba la hogueraEl Bando de San Roque y los fieles de San Antonio honraron a sus patrones con fiesta

GUILLERMO FERNÁNDEZ LLANES.

Cientos de llaniscos y turistas, en su mayoría simpatizantes de San Roque, acudían en la tarde de ayer al parque de Pancar para participar en la tradicional gira con matices gastronómicos y folclóricos. Los visitantes pudieron disfrutar de una parrillada a base de costillas, chorizos criollos y arroz con leche; contemplar los ensayos del festival folclórico del próximo 16 de agosto; participar en bailes populares al ritmo de la gaita y el tambor, y formar parte de una verbena amenizada por el DJ Miguel Pika.

En torno a las 19 horas, los participantes fueron llegando de forma masiva a Pancar. Más de 400 socios ya habían retirado el vale que les daba derecho a una parrillada gratuita y los que acudían de forma espontánea podían adquirirla al módico precio de diez euros. Del menú formaban parte costillas, criollos y arroz con leche elaborado en la vecina localidad de Porrúa. De preparar los alimentos se habían encargado un elevado número de simpatizantes de San Roque.

Una vez que los romeros habían recuperado fuerzas, el grupo folclórico de San Roque, acompañado a la gaita por Yago Bugallo y al tambor por Paco Cue y dirigido por María Rivas Ardisana, comenzaba los ensayos de los bailes previstos para el día grande: Fandango de Pendueles, Danza del Señor San Pedro, Trepeletré, Jota del Cuera, Xiringüelu de Naves y Pericote. Más tarde se invitó a los presentes a participar en espontáneos bailes tradicionales. Mientras tanto, los más pequeños se divertían en los hinchables. Cuando ya la noche había ganado el pulso al día, comenzaba la verbena, amenizada por el audaz DJ Miguel Pika.

Más de 500 bollos

Que Llanes arde en fiestas en estas fechas es una realidad fácilmente demostrable. Ayer, los vecinos de Villahormes celebraban la víspera de San Antonio con la plantación de una hoguera de 35 metros y el reparto de más de 500 bollos preñaos y otras tantas botellas de vino entre los simpatizantes de la fiesta.

A primera hora de la mañana, los lugareños cortaban el eucalipto en un frondoso bosque a la vera del Camín Real. Por la tarde, acompañados por el grupo de gaitas Principado y un centenar de niñas y mozas ataviadas de llanisca, trasladaban el árbol, no sin grandes esfuerzos, por las sinuosas calles de la parte alta del pueblo.

Cuando la cima del eucalipto miraba al cielo, tuvo lugar la entrega de los bollos, mientras que en los numerosos grupos formados por familiares y amigos, iban apareciendo tortillas, empanadas y boronas preñadas. Estaba previsto cerrar la jornada con una verbena. Hoy celebra Villahormes el día grande de San Antonio, con pasacalles, misa cantada por el coro Manín, procesión, sesión vermú, verbena y chocolatada con leche surgida de las ubres de vacas recién ordeñadas en el prau.

Fotos

Vídeos