Las obras de la ronda oeste de Ribadesella concluyen con un incremento de 11.000 euros

Obras finalizadas en la avenida de Los Porqueros, con la señalización ya pintada. /  JUAN LLACA
Obras finalizadas en la avenida de Los Porqueros, con la señalización ya pintada. / JUAN LLACA

«Tuvimos que hacer una modificación porque la red de saneamiento estaba peor de lo que pensábamos», indica el concejal de Obras

JUAN GARCÍA RIBADESELLA.

Esta semana se darán por concluidas las obras de reparación de la avenida de Los Porqueros, también conocida como ronda oeste de la villa de Ribadesella, un vial que comunica la carretera N-632 con la carretera de San Pedro. Los trabajos iniciados en septiembre y adjudicados a la compañía Intedia 3 S.L por un importe de 82.764 euros, han requerido un suplemento presupuestario de 11.000 euros, según explicó el concejal de Obras, Enrique Gancedo. «Tuvimos que hacer un modificado porque la red de saneamiento, la culpable del deterioro de la calle, estaba bastante peor de lo que pensábamos en un principio», indicó.

El proyecto inicial solo contemplaba la sustitución del tramo superior del saneamiento, pero según avanzaron las obras fueron surgiendo los problemas. «También estaba mal la parte inferior del colector», apuntó Gancedo. Esta instalación, añadió, se había rellenado con escombros en lugar de zahorra y los conductos no se habían hormigonado para sujetarlos al subsuelo. Los operarios se encontraron, por tanto, con deficiencias de fábrica y una «pésima» ejecución de obra en origen que tuvo que ser corregida. «Por ese motivo algunos tubos estaban abombados y otros desconectados y descolocados. Algunos presentaban un estado interior intacto, nunca habían pasado por ellos las aguas residuales», detalló el concejal de obras.

La actuación, que se desarrolló sobre 136 metros de vial, está ahora prácticamente concluida. Esta semana se pintaba la señalización y ya «solo queda instalar una farola, colocar el alcorque de un árbol y realizar algún que otro remate de pintura por la barandilla». El trabajo ha servido para eliminar los hundimientos y blandones existentes en la calzada, así como para sustituir la acera, el mobiliario, la barandilla y el arbolado. El vial había sido inaugurado el 25 de junio de 2005 y las primeras deficiencias fueron denunciadas por la vecindad nueve años después.

Ampliación de la senda

En el punto donde finaliza la avenida de Los Porqueros, la conocida como 'glorieta del dinosaurio', en la carretera de San Pedro, el Ayuntamiento de Ribadesella está trazando también una senda peatonal. En total, algo más de mil metros de camino que unen esa segunda rotonda con el pueblo de San Pedro. Esta actuación, iniciada el 17 de octubre pasado, «ya tiene un tramo hormigonado y estamos colocando la barandilla». En cuanto se finalice esta operación se continuará con otro tramo de unos 300 metros, cuya caja ha sido abierta y se ha rellenado con zahorra.

La actuación se está ejecutando a través del cuarto programa Ribadesella Emplea, que cuenta con un equipo de ocho trabajadores. «Como su contrato finaliza a primeros de diciembre habrá que completar el resto de los trabajos con los operarios del departamento de obras», explicó el concejal. La ampliación de la senda, entre los núcleos rurales de San Pedro y San Esteban, parece a día de hoy mucho más «complicada», pues Según Gancedo, «habría que hablar de expropiaciones». No obstante, teniendo en cuenta que son miles los peregrinos que transitan por este lugar a lo largo del año, el Ayuntamiento de Ribadesella se compromete a estudiar esa posibilidad.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos