Piloña entrega cuatro viviendas sociales y prevé ampliar la oferta «muy pronto»

Fermín Bravo, Iván Allende y Laura Gutiérrez, en el acto de entrega de llaves a los beneficiarios de viviendas en Piloña. /  E. CARBALLEIRA
Fermín Bravo, Iván Allende y Laura Gutiérrez, en el acto de entrega de llaves a los beneficiarios de viviendas en Piloña. / E. CARBALLEIRA

El Ayuntamiento trabaja ahora en la reparación de más inmuebles y destaca la eficacia de la nueva ordenanza, «centrada en los demandantes»

ENRIQUE CARBALLEIRA INFIESTO.

El director general de Vivienda, Fermín Bravo y la gerente de Vipasa, María Montes, entregaron ayer las llaves de cuatro viviendas sociales en el concejo de Piloña que podrán ser ocupadas de forma inmediata por los adjudicatarios. En el acto también estuvieron presentes el alcalde del concejo, Iván Allende, y la edil de Servicios Sociales, Laura Gutiérrez.

Se trata de dos viviendas ubicadas en Infiesto, en los bloques sociales de Xudes, una en Villamayor y otra en Sevares. Los pisos se entregan en régimen de alquiler y ninguno de los adjudicatarios «deberá pagar más del 20% de sus ingresos por esta renta», señaló Bravo.

El alcalde piloñés recordó que, aunque en los últimos años no se habían construido nuevas viviendas sociales en el concejo, «también es cierto que aún tenemos algunas vacantes y al final estas promociones tratan de eso, de facilitar vivienda a aquellas personas que lo necesitan». La disponibilidad de estos pisos en alquiler permiten que se vaya produciendo también la liberación de algunos inmuebles y que, por tanto, «otros demandantes puedan ocuparlos».

Allende destacó la utilidad de la ordenanza municipal aprobada el pasado año, «centrada en los demandantes de vivienda pública, que pretendía hacer una valoración para saber hasta dónde llegaban las necesidades de esta vivienda en el concejo y los perfiles de los solicitantes». Gracias a esta ordenanza, el Consistorio tiene un registro de las personas que están requiriendo vivienda y «cuenta con un criterio más fiable».

En el acto, el Consistorio confirmó que aún existen más viviendas sociales vacantes que actualmente están siendo sometidas a arreglos «y que muy pronto podrán ser ocupadas».

Fermín Bravo hizo hincapié igualmente en el esfuerzo realizado por la administración autonómica a la hora de subvencionar el alquiler de vivienda, «destinando por primera vez nueve millones de euros, durante el pasado año». Asturias es la segunda comunidad que más viviendas públicas ofrece, casi diez mil.

La política que actualmente sigue la dirección de Vivienda es la de ir reparando las viviendas según vayan apareciendo demandantes, para que se puedan entregar rápido «y que no permanezcan vacías». Destacó que este sistema, «está siendo modélico en España».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos